Los dueños del mundo (III): Soros y España

Y España

En el primer capítulo se expusieron los procedimientos para manipular la información y descubrimos cómo las grandes fortunas del mundo ejercen su influencia en el poder político a través del Club Bilderberg. En el segundo capítulo descubrimos al personaje más activo del Club: George Soros y sus más conocidos affaires.

Antes de entrar a tratar la influencia que Soros impone sobre nuestra ideología y sobre los cambios políticos en nuestro país, quiero dejar bien claro que nada de lo dicho hasta ahora es Ciencia Ficción. El Club Bilderberg no es secreto, su composición no es secreta, quienes asisten no es secreto, todo es público y transparente, lo único secreto es lo que allí se habla. En cuanto a George Soros, las fechorías expuestas no son invenciones, han salido a la luz gracias a la filtración de 2576 documentos de su “Fundación Sociedad Abierta” en  DC Leaks que en su día fue un escándalo mundial y que, su escasa repercusión en España, dice mucho de la influencia de este personaje sobre nuestros medios de comunicación.

Prueba de dicha influencia es la reunión secreta y fuera de agenda que según OKDiario mantuvo nuestro Presidente del Gobierno Pedro Sánchez con George Soros y dos personas más del entorno Soros sin identificar. Una noticia que, para la mayoría es irrelevante, pero que es una autentica bomba en donde Soros pudiera venir a cobrarse la factura de los apoyos a la moción de censura que ha llevado a Sánchez al poder. Y esas facturas pueden venir en forma de inmigración o de avances en la independencia de Cataluña, ambas apoyadas por Soros.

https://okdiario.com/espana/2018/06/28/sanchez-reune-secreto-moncloa-mayor-especulador-del-mundo-george-soros-2484178

SOROS Y ESPAÑA

En mi opinión, uno de los objetivos de Soros es el debilitamiento de Europa para que no aspire a convertirse en un competidor del poder americano; España, como parte de Europa, es una de las que más sufre sus acciones dirigidas principalmente a apoyar o subvencionar cualquier organización o colectivo que se convierta en un talón de Aquiles para España; como el independentismo catalán o las revueltas del 15M como acciones visibles, o acciones más sutiles como el apoyo económico a toda ideología acorde con su teoría de las sociedades abiertas, como el feminismo, LGBTI, el aborto o la inmigración. Unas han producido un preocupante descenso de la natalidad y la otra viene a solventarlo.

En el siguiente enlace pueden comprobar la mencionada financiación al independentismo catalán por parte de la Open Society Foundations, la organización de George Soros , arropado por dos de sus socios: el magnate de la comunicación Jaume Roures y el ex vicepresidente del Barça, Carlos Vilarrubí.

https://okdiario.com/investigacion/2017/10/11/soros-guru-especulacion-apoya-independentismo-traves-fundacion-1406004

Lo primero que me viene a la mente cuando hablamos de conspiraciones en España son los atentados del 11M. No es que yo sepa quién está detrás de ellos; pero está tan en la línea de los objetivos de Soros y se parece tanto a otras conspiraciones llevadas a cabo por él en otros puntos del mundo que no puedo evitar hablar de ello. En aquellos momentos España estaba económicamente fuerte y quizás, gracias a nuestro apoyo a EEUU en Irak, éramos uno de sus aliados de confianza con todo el peso mundial que lleva aparejada esta amistad; en cambio, tras el atentado, España gracias a las políticas de Zapatero, cayó en el desprestigio internacional y poco a poco en una crisis de la que aún estábamos saliendo. El 11M fue una autentica obra maestra conspirativa para dar un vuelco electoral. Las casualidades que, como dijimos son la excepción no la regla, se fueron sucediendo sin interrupción: Una campaña electoral de Zapatero basada únicamente en la Guerra de Irak, los trenes del atentado se lavaron tan bien que fue imposible saber con certeza cuál fue el tipo de explosivo, único caso en el mundo en el que ninguna organización terrorista reivindica el atentado; no se hallaron autores intelectuales necesarios para un atentado tan complejo y coordinado, amén de otras casualidades que apuntaban a un atentado de ETA, engañando al gobierno, para posteriormente dar un vuelco informativo hacía el terrorismo Islámico, en principio con una noticia falsa de la Cadena Ser sobre el hallazgo de suicidas en los trenes  con varias capas de ropa interior. Consecuencia de los atentados, el PP pierde unas elecciones que según las encuestas iba a ganar por mayoría absoluta y sube al poder Zapatero. Sobran comentarios de como dejó Zapatero la economía, el peso internacional de España y el problema territorial aprobando un “estatut de Catalunya” anticonstitucional.

Muy curioso es comprobar cómo este súper poder económico utiliza a jóvenes anticapitalistas, anti banqueros y anti sistemas, a fin de impulsar en la sombra los movimientos de indignados del 15M, siguiendo las mismas estrategias de apoyo, financiación y formación de líderes  que utilizó en el apoyo a las revueltas de la Primavera Árabe. Qué cosa más romántica (nótese la ironía), los jóvenes, “indignados” por la corrupción, convocados a través de las redes sociales, se reúnen en concentraciones “espontáneas”  y posteriormente, decididos a hacer política para eliminar la corrupción, forman candidaturas populares que se agrupan en un partido denominado Podemos, que para que crezca recibe el apoyo “gratuito y desinteresado” de los medios de comunicación. El debilitamiento de España con la irrupción de nuevas fuerzas políticas de corte radical y antisistema es evidente, cuanto más dividida esté la representación parlamentaria más difícil resulta gobernar y desgraciadamente la única forma de alcanzar acuerdos es pactando con minorías radicales o independentistas en perjuicio de la propia España.

https://laverdadocultablog.wordpress.com/2016/02/12/infiltrados-2-0-el-verdadero-origen-del-15-m-y-el-complot-de-podemos/

Como hemos insinuado anteriormente, Soros juega con la demografía a través de la implantación de ideas que, gracias al machaqueo propagandístico, han cambiado nuestro modo de vida, consiguiendo una disminución peligrosa de la natalidad en Europa y especialmente en España. El decrecimiento de la natalidad, del que casi nadie habla, es nuestro mayor problema, ya que el futuro de las pensiones y de toda una sociedad está en manos del reemplazo generacional. Nos dirán que es consecuencia de los problemas económicos de los jóvenes, pero cuando uno analiza la natalidad en autonomías con buena renta per cápita y poco paro como Asturias (1.03) o Cantabria (1.17) con otras más pobres y con mucho más paro como Andalucía (1.35) o Murcia (1.55) , se da cuenta que estamos hablando de índices de natalidad sensiblemente a favor de las más desfavorecidas, por lo que en realidad es debido a un cambio de mentalidad.

Uno de esos cambios de mentalidad ha llegado en forma de “Feminismo”. Y cabría preguntarse ¿cómo ha podido calar tan fuerte el feminismo en un país cuyas leyes son todas igualitarias? Como siempre a través de grandes campañas televisivas sobre los problemas de la mujer, poniendo el acento en el victimismo y la dramatización. No es que yo niegue la detestable violencia de género, que debería ser cero, como cero debería ser el maltrato a viejos, a niños o incluso a los animales; siendo esto imposible, porque siempre habrá delincuencia; pero al final todo hay que cuantificarlo, y nuestro país es uno en los que menos proporción de muertes por violencia de género se producen y en donde la Ley es más dura para con los que cometen este delito.

La repetición constante en los medios de comunicación de slogans falsos o totalmente vacios como: “Brecha salarial”, “Techo de Cristal” “Heteropatriarcado”; consiguen convencernos de que todavía no se ha alcanzado la “verdadera igualdad”. Creo conveniente que se mentalice al hombre de su colaboración en las tareas domesticas al mismo nivel que la mujer e incluso es posible que se pueda legislar algún pequeño detalle que favorezca la conciliación familiar con el trabajo o incluso descender si se quiere al detalle de quien da el biberón, pero nada que justifique tanta radicalidad en manifestaciones como la del 8M o las recientes en contra de la sentencia de La Manada”, porque para la verdadera igualdad basta con que las leyes sean iguales para ambos sexos y en España ya lo son. 

Y con la sentencia de La Manada alcanzamos el esperpento del feminismo: “hay que formar a los jueces en temas de Genero”. Tertulianos, presentadores de televisión, políticos, incluso juristas sectarios (pertenecientes a asociaciones de jueces ideologizadas, principal contradicción de nuestro sistema judicial), sin haber visionado los videos (pruebas del caso), sin haber asistido a las vistas y la mayoría sin haber leído la sentencia, a través de una manipulación informativa sin precedentes, han conseguido que millares de ciudadanos/as se lancen a la calle con gran indignación. Estos mismos ciudadanos/as no movieron ni una pestaña cuando muchos violadores y asesinos en serie salieron de las cárceles como consecuencia de la anulación de la doctrina Parot por la Sala del Tribunal Europeo de Derechos Humanos y en su mayoría están en contra de la Prisión Permanente Revisable ante casos de asesinato y violación como el reciente de Diana Quer. Pero van más allá de la simple hipocresía; pretenden dictar sentencia en las calles, influir sobre la decisión de los jueces, eliminar la independencia judicial; en definitiva, pretenden que se les imponga una mayor pena de la que, acorde con nuestra legislación, merecen (9 años según la sentencia). Creo con sinceridad que esto les sitúa al mismo nivel moral que los sinvergüenzas de “La Manada”.

En principio todos estamos de acuerdo en que la mujer debe de aspirar laboralmente a lo mismo que el hombre y para ello hay que eliminar los techos de cristal, pero el techo de cristal que más influye en la vida laboral de la mujer es tener hijos, y aquí alcanzamos el gran dilema ya que el rol social más importante de la mujer es tenerlos y si no se tiene a alguien que los cuide, la solución es no tenerlos. Si la sociedad no alcanza unos índices de natalidad adecuados la sociedad enferma y muere.

Pero menos mal que llega Soros con la solución: la inmigración (que trataremos en el siguiente punto). Soros nos crea el problema y luego nos da la solución trampa, que es en definitiva la respuesta a las preguntas que debiéramos habernos hecho:  ¿Por qué  este capitalista invierte en fomentar el feminismo en los países libres y no en aquellos en que claramente la mujer está marginada? ¿Por qué nos perdemos en pequeños temas feministas y nadie habla de la natalidad, principal problema de nuestra sociedad? Pero no se puede discrepar del feminismo. Ser feminista es políticamente correcto y ser machista es la peor lacra social. Sí discrepas de los postulados feministas automáticamente eres un machista, así que todos mutis.

Soros además consigue que bajo el disfraz de un derecho de la mujer se realice con total naturalidad uno de los horrores del siglo XXI: el asesinato de millones de seres humanos en su etapa embrionaria. Y para ello financia sociedades de planificación familiar como Planned Parenthood, una de las más grandes y activas sociedades abortistas, que está asociada con otras de menos importancia repartidas por todo el mundo occidental. Íntimamente relacionada con esta subvención está el slogan feminista “nosotras parimos, nosotras decidimos”, el cual sería incuestionable si no fuera que sobre lo que pretenden decidir es sobre la vida de otro ser humano que llevan en su interior.

Otro colectivo minoritario apoyado por Soros es el Lobby LGBTI (Lesbianas, Gays, Bisexuales, Transexuales e Intersexuales). Ni que decir tiene que estoy completamente a favor de los derechos de cualquier persona y que nadie debe de ser marginado por ninguna razón de tendencia sexual, salvo que ésta atente contra la libertad de otro. Dicho esto, a pesar de que siempre habrá quien abuse, ofenda o incluso agreda a quien es distinto a los demás, ni nuestra sociedad ni nuestras leyes marginan a nadie por tener esa condición, por lo que las actividades de este Lobby deberían desarrollarse en otras sociedades donde sí se les margina, se les encarcela o incluso se les elimina, limitándonos en la nuestra a fomentar el respeto y la tolerancia hacía cualquier minoría. Pero eso no es así; este colectivo pretende inculcar sus propias ideas en la sociedad, principalmente a través de la educación a los niños, diciéndoles, sin entrar en detalles, que el sexo es una elección libre de cualquier niño, lo cual puede parecer muy progre pero puede desorientar sexualmente a los pequeños. Además pretenden unas leyes donde cualquier niño que no esté contento con su cuerpo, pueda decidir su cambio de sexo sin autorización previa de sus progenitores, negando la atención psicológica a cualquiera que libremente la quiera recibir. Esto nos lleva a la tragedia de que un niño, no contento con su cuerpo en la adolescencia, cosa bastante común, acuda a la intervención quirúrgica para cambiar al sexo opuesto y, llegada la maduración sexual se vuelva a sentir del sexo original, con todos los problemas psicológicos que le pueden acarrear. Como todas las doctrinas de Soros, el hecho de disentir de los postulados LGBTI también tiene su propio adjetivo paralizador: automáticamente te convierte en un homófono, y para difundir sus teorías también se utilizan todos los procedimientos de manipulación de la información señalados al principio, destacando el victimismo, la dramatización y los casos particulares.

 

Continúa...