¡Ay, Mallorca, Mallorca!

1

Os llaman “Les Illes”, a palo seco, como si fuerais miserables ínsulas de hierbajos e iguanas, y dad gracias de que no os rebautizan con nombres como Islas Tortugas o el de aquella “Isla de mal de vientre” que citaba Haedo en 1612 (Topographia de Argel, f. 89); y lo de tortugas podría ser, por la abúndancia que teníais. En 1491, por orden real se remitían a Valencia más de cien ejemplares, aunque también es cierto que muchas perdices que pueblan Mallorca son de origen valenciano: “El 11 de marzo de 1315 ordenó el rey que se trajesen de Valencia muchas perdices y se las soltara en el campo de Valldemosa y Sóller, prohibiendo con severas penas que fueran cazadas o maltratadas.” Pero nuestras tierras no se llaman Islas Tortugas ni País de las Perdices, sino Reinos de Valencia y Mallorca.

Lluís Companys: El indulto de un genocida

1

¿Qué pensaríais si el gobierno alemán rechazara y condenara el juicio a los jerarcas nazis en Nüremberg? Una indecencia similar ha perpetrado el Gobierno español en el Consejo de Ministros celebrado ayer día 21 de diciembre en Barcelona. El Consejo de Ministros ha aprobado una declaración en la que rechaza y condena el consejo de guerra que en 1940 condenó a muerte al presidente de la Generalitat Lluís Companys. En dicha declaración, el ejecutivo proclama, además, su reconocimiento y la restitución de la dignidad de Companys como presidente de la Generalitat.

La Declaracio Valencianista de 1918

El 9 d’Octubre i la Declaracio Valencianista de 1918

El 9 d’Octubre es la festa dels valencians. Es el dia en que commemorem el naiximent del regne cristia de Valencia. Un regne independent de qualsevol atre; aixina el va crear Jaume I, dotant-lo dels instruments necessaris per a l’autogovern, descollant el que fon la nostra Carta Magna: els Furs.

Pero sent com es un dia en el qual manifestem l’orgull de poble, de ser i sentir-nos valencians, no podem ni deben deixar al marge de lo festiu lo reivindicatiu.

Enguany celebrem el 100 aniversari de la Declaracio Valencianista. En 1918 un grup de intelectuals valencians de diverses ideologies, en un gran eixercici d’amor a la seua terra i a la seua gent, aparcaren les seues diferencies pel be comu: enaltir l’identitat valenciana i fer valdre els drets que com a poble se nos havien arrebatat.

La Declaracio obri les portes a la regeneracio valencianista, ya iniciada, en la Renaixença Valenciana, i propicià tot un conjunt d’accions que influiren directament en la creacio de proyectes politics i socials.

Franco, la historia frente a la memoria (y IV): Los mitos del Valle de los Caídos

Vimos en el primer capítulo la voluntad, nada reconciliadora de la izquierda española, de exhumar a Franco y de imponer, al más puro estilo estalinista, un nuevo relato histórico de la Guerra Civil Española diseñado por  una “Comisión de la Verdad”, sancionando con fuertes multas e incluso prisión a quien discrepe de sus conclusiones.

En el segundo capítulo se denunció la indecencia y fuerte ideologización de una legión de mal llamados historiadores que, sin investigación seria alguna, han entrado en una escalada de cifras de represaliados por el bando Nacional, a la vez que reducen las que realizó el bando Republicano. Para desenmascararles, me serví de una serie de historiadores que han estudiado, a nivel provincial o autonómico, los fallecimientos durante la guerra en los registros civiles de las poblaciones, y que certifican la veracidad de dichas cifras con listados de las víctimas. Al cruzar estos datos provinciales con los que proporcionó Ramón Salas Larrazábal, se puede concluir que los datos que proporciona este se encuentran muy próximos de la verdad.

Franco, la historia frente a la memoria (III parte): La postguerra

1En el capítulo primero se discutió sobre la intención de políticos, tertulianos, pseudohistoriadores y periodistas  de construir un nuevo relato histórico basado en una “memoria” subjetiva, sectaria  y sin fundamento documental, pero sí en base a un irreconciliable rencor y deseos de revancha. Por ello, en lugar de pedir perdón por los desmanes realizados por sus antepasados, pretenden conseguir  una supuesta reconciliación y dignificación democrática desenterrando a Franco del Valle de los caídos y castigar con sanción económica o con cárcel a todo aquel que disienta de “su” verdad.

https://latribunadeespana.com/opinion/franco-la-historia-frente-a-la-memoria-1-parte

"La Traca" y el asesinato de Andrés Ivars

1Todo sigue igual bajo la óptica sesgada del progresismo parásito y acomodaticio: en el 36 sólo existía un territorio idílico y civilizado: el republicano. No fue así de simple. La manifiesta relación entre el semanario La Traca y los terribles acontecimientos del año 1936 en territorio valenciano, crimenes y torturas espeluznantes,  motivan que los dos artículos, publicados hace más de una década en el Diario de Valencia, se reproduzcan juntos en 2015.

 

La tragicómica La Traca

(Diario de Valencia, 16 de marzo de 2003)

Señera de dos barras del Tratat d'Almirra, los blaveros y Sentandreu (y V)

paris1
Este pergamino de fines del 1300, conservado en la Biblioteca Nacional de París, desmiente la literatura fantástica vomitada para negar antigüedad a la franja azul (en el original se aprecia mejor el azul del mar y la enseña). En este propósito no hubo límites, desde la táctica de benévolos y paternales párrafos que atribuían la franja a un error involuntario de los valencianos decimonónicos, hasta la hiriente virulencia de los catalanistas que trataban de desprestigiarla mediante disparates, como asociar su origen al azul falangista. Todo el citado montaje se derrumba gracias al aprecio que los reyes de Francia sentían hacia estas obras, y las medidas que tomaron para su conservación a partir de 1368, año en que fue creada la Bibliotèque Royale por deseo de Charles V. En el pergamino se constata la presencia de dos barras coronadas sobre azul en la época más pujante de la historia valenciana (Biblioteca Nacional de París, Dep. de Manuscritos; sig. Res. Ge. B. 8268)

Y volvemos a la Real Señera coronada sobre azul y su primera imagen pintada

Como decía, en la década de los 80 visité archivos y bibliotecas por España, Francia, Italia y Portugal, donde tenían documentación sobre la enseña. La del pergamino de París era la que me provocó más emoción. Inédita, nadie había dicho una palabra sobre ella y, aún menos, reproducido para que el pueblo comprobara que el fondo azul de la corona no era un añadido de algún funcionario madrileño de la administración decimonónica o —como divulgaban los progres del 1970—, un símbolo falangista. Igual que sucedió con la leyenda castellana de la barras, la imagen de esta Real Señera la han reproducido sin citar quien la descubrió; y, la verdad, no tiene ninguna gracia que uno se subvencione de su bolsillo viajes, hoteles y demás gastos para que otro, en su casa, se apropie de lo ajeno. Mi intenció era que nosotros, los valencianos, tuviéramos argumentos científicos, y no folclóricos, para desmentir la aplastante producción de libros, revistas y panfletos donde se repite lo adoctrinado por Joan Fuster y Pere Mª Orts sobre la señera.

No es casual que este testimonio se custodie en París. Si estuviera en España quizá el azul habría mutado, milagrosamente, en negro. La joya se conservaba en el santuario humanístico de la Bibliothèque Royale que, en 1368, ordenó instalar Charles V en una torre del Louvre. A esta colección áulica, que más tarde generaría la actual Biblioteca Nacional de París, vino a parar el pergamino que contiene la primera representación de nuestra Senyera Real coronada sobre azul. Especialistas como el italiano Almagia, el francés Destombes o el español Rey Pastor apuntaron fechas entre el 1400 y 1410, pero todo sugiere que sería del 1380 o 90, al ostentar aún las dos barras de la primitiva señal real. El manuscrito contiene topónimos valencianos e informa de las banderas de Portugal, Castilla y León, Inglaterra, Imperio Germánico y Reino de Valencia. No eran enseñas municipales, como dicen los anexionistas. Precisamente las dos últimas, la alemana y la valenciana, han resistido mejor en su cromatismo el paso de los siglos.

Señera de dos barras del Tratat d'Almirra, los blaveros y Sentandreu (IV)

La curiosidad me impulsó a viajar en busca de documentación sobre la señera que, según Fuster y Pere Mª Orts, habría sufrido el incremento del azul por parte de ignorantes ediles en tiempos modernos. Lo hallado fue sorprendente. Procedentes de colecciones reales y de la nobleza europea se conservaban imágenes de las antiguas señeras valencianas. En el mundo del lepisma saccharina, entre incunables y manuscritos, me percaté de otros engaños de los expansionistas, como la historia catalana de la barras de sangre de Wifredo el Velloso. El cuento era repetido por anexionistas que lavaban el cerebro a los niños valencianos. Casualmente, analizando un incunable descubrí que era copia de una leyenda castellana referida a la toma de Córdoba, en 1236.

La noticia, publicada en prensa de Alicante, Valencia, Zaragoza y Burgos, fue silenciada en la de Madrid y Barcelona. Fue el 11 de julio de 1989, en el diario Información, donde se dio a conocer. Diez años más tarde, en el 2000, Martí de Riquer se atribuía el descubrimiento y, en Llegendes històriques catalanes (Barcelona, 2000), repetía lo publicado por mí en prensa y en el Tratado de la Real Señera (Valencia, 1993)

Señera de dos barras del Tratat d'Almirra, los blaveros y Sentandreu (III)

El deporte progresista del desprecio al blavero

En San Juan de Alicante, cuando yo tenía el pelo negro en 1985, un engreído director de oficina bancaria que se dedicaba al arte de Luís Candelas, me dijo: 'Yo puedo perder mi prestigio si me ven con usted por la calle”. Nos dirigíamos a la exposición sobre la Real Señera organizada por mis alumnos. El hombre conocía las reglas del juego: él podía robar y repartir migajas en subvenciones a catalanistas, siendo respetado; ahora bien, si cedía una sala de la entidad a un blavero ¡puf, la que se podía armar! De hecho, salimos en El Temps de Eliseu Climent y lograron que la exposición no se celebrara en varios pueblos de la provincia de Alicante (Hubo una periodista independiente, Mercedes Pérez Ruzafa, que arriesgó su carrera al publicar en Información planas enteras sobre esta exposición. Siempre la recordaré agradecido).

Señera de dos barras del Tratat d'Almirra, los blaveros y Sentandreu (II)

Aunque invisibles para los ideólogos del Camp de Mirra, hay imágenes de Jaime I en fechas cercanas al Tratat d'Almirra en 1244 y, lo más interesante, con la heráldica de dos barras que exhibía el monarca en actos solemnes. Al ser códices ejecutados bajo la observación de los reyes, si en el Camp de Mirra existiera voluntad de respetar la realidad documental, las dos barras del siglo XIII debieran reflejarse en la indumentaria de Jaume I; pero las intenciones, lamentablemente, son políticas y no culturales.

En las miniaturas de las Cantigas aparece el retrato de Jaume I, obra coetánea del monarca, realizada por deseo de Alfonso el Sabio, el mismo que firmó el Tratat d'Almirra junto a Jaume I, que acabaría siendo su suegro. El rey castellano supervisó personalmente la realización del manuscrito, datado hacia el 1260, y el autor del códice fue fidedigno en la plasmación heráldica del conquistador: dos barras, aunque en grandes banderolas o vestidos de los escuderos se observen desde tres a veinte barras, efecto del mismo horror vacui que hacía repetir castillos y leones en superficies semejantes.

Un tren para Coimbra

1.- Antonio de Oliveira Salazar. Doctor en Economía Política. Catedrático de la Universidad de Coimbra, la segunda Universidad más antigua de Europa. En el año 1926 fue nombrado ministro de Finanzas. Con este motivo exigió al presidente de la República portuguesa las necesarias garantías para aplicar su programa económico a la maltrecha economía. En el supuesto de que el Presidente no aceptara su programa “se volvería a su Cátedra de Coimbra en el primer tren que saliese”. La frase hizo fortuna en los ambientes políticos. Suele aplicarse en los casos de ciertos nombramientos políticos donde los candidatos, por su situación profesional y personal, en cualquier momento, pueden abandonar la actividad política sin que ello les suponga ningún tipo de lesión personal o familiar. En una palabra, sus espaldas económicamente están bien cubiertas y sin agujeros lesivos.

Felipe V, un buen rey denostado por el victimismo separatista actual

tratado senyera

Tal día como hoy en 1683 nace Felipe V, el primer borbón español.

Mi esperanza de ver alguna vez una España unida, donde todos los españoles, de verdad seamos iguales  y nos rijamos por las mismas leyes, sin las desigualdades que genera el carísimo  Estado de las Autonomías, hace que este Rey, que terminó con la caótica España de los fueros y que hoy manipulan a su conveniencia las aspiraciones nacionalistas, que surgen por todos los territorios españoles, me resulte positivo para la historia de España, y todo ello a pesar de la sangre derramada en la guerra de Sucesión, de la que no fue responsable, ya que el verdadero heredero del Reino de España era él, por así haberlo deseado en testamento el fallecido Carlos II.

Curiosamente, también de forma interesada, los hay que marcan el nacimiento de España en su reinado, pretendiendo unas independencias territoriales que jamás existieron, ya que los Austrias eran, se quiera o no Reyes de España. De una España Foral, con leyes propias en cada territorio foral, pero con un Reino único, unas finanzas de la Corona a la que contribuían todos los territorios y un ejército único.

La CEDA gana las elecciones generales de 1933: ¿Por qué no gobernó?

El 19 de noviembre de 1933, en España durante la Segunda República, se celebraron elecciones generales. Con el desprestigio del gobierno y tras la disolución de la coalición republicano-socialista que había sustentado al gobierno de Manuel Azaña, el presidente de la República Niceto Alcalá-Zamora decidió la disolución de las Cortes elegidas en junio de 1931 y convocar elecciones generales. Una de las características más importante de estas elecciones es que por primera vez votaban las mujeres (Sufragio Universal). La victoria fue en primera ronda para el partido de José María Gil Robles, CEDA, de tendencia derechista. La segunda, el 3 de diciembre, refrendaría el triunfo de las derechas. ¿Pero si ganó la CEDA, por qué no gobernó? 

En poco más de dos años se había producido un vuelco impresionante en el panorama político español. De un triunfo aplastante de las izquierdas y de los partidos republicanos en 1931 a un triunfo igual de aplastante de un partido no republicano y de derechas. El centro derecha obtuvo más de cinco millones de votos, mientras la izquierda recibía tres. La extrema derecha quedaba en 770.000, y los grupos comunistas en casi 200.000. El partido de Azaña bajó de 26 diputados a 6, y el propio Azaña no osó presentarse por su partido y por Madrid, sino que lo hizo por Bilbao en la candidatura de su amigo Prieto, pues de otro modo habría perdido el escaño, con toda probabilidad.

Vacuna contra el virus independentista

LA EXPASIÓN DEL INDEPENDENTISMO: “PAÏSOS CATALANS”

Tolerancia, Convivencia y Conocimiento son tres de los posibles antídotos contra el virus separatista que nos llega a los valencianos desde el Norte con la mutación denominada “països catalans” y que ha infectado ya a parte de la población. Ha llegado en forma de opción política y ya se ha instalado en algunas instituciones de nuestra comunidad, para desde las mismas empezar a controlar la educación y los medios de comunicación públicos (por eso están tan interesados en resucitar a Canal 9).  Se trata de un virus muy contagioso y peligroso, porque siendo xenófobo, intolerante y despótico, viene disfrazado de “Democracia” y “Libertad”. Sus vectores de contagio son la manipulación de la historia cargada de victimismo (España nos maltrata y siempre nos ha maltratado) y la lengua como principal elemento diferencial con el resto de españoles. La vacuna pues para que el virus no nos afecte es el conocimiento de la historia. 

El Mayflower, símbolo de la democracia moderna

TAL DIA COMO HOY 9 DE NOVIEMBRE DE 1620 - frente a las costas de Cape Cod (Massachusetts), los peregrinos a bordo del barco Mayflower ven tierra.

¿Cuál es el antecedente real de nuestras actuales democracias?, ¿la democracia Ateniense?, ¿la República Romana?, ¿la Revolución Francesa?, ¿o el humanismo Cristiano de los puritanos del Mayflower?.

La democracia Ateniense fue el único experimento de democracia directa, donde la gente no elige a representantes para votar en su nombre, sino que desarrollaban la legislación y ejercían el poder ejecutivo de manera personal. Es un modelo hoy en dia totalmente utópico y de hecho se circunscribía a ciudades estado.

Los fusilamientos de Paracuellos

EL 7 DE NOVIEMBRE DE 1936 DIO COMIENZO LA MAYOR MASACRE DE LA GUERRA CIVIL LOS FUSILAMIENTOS DE PARACUELLOS

El nombre de Paracuellos del Jarama ha quedado ligado para siempre a la mayor matanza perpetrada en la guerra civil española.

La izquierda actual está muy interesada en mostrarnos un bando republicano, bueno, democrático y  legal, que puso las víctimas asesinadas por unos militares malos, golpistas, fascistas y crueles, y por tanto les gustaría borrar este episodio de la guerra civil española que aunque el más numeroso, por desgracia no fue un caso aislado, sino más bien lo habitual en la retaguardia de ambos bandos , y que en el caso del terror rojo son testigos de ello las 301 víctimas asesinadas en Castellón, las 126 asesinadas en mi ciudad Villarreal y hasta un total de 4240 personas con nombre y apellidos asesinados en toda la provincia y las 73297 en toda España según el historiador Ramón Salas Larrazabal.

La leyenda negra

CONQUISTA DE AMERICA: DESMONTANDO LA LEYENDA NEGRA

La llamada “Leyenda Negra”, la inventaron los enemigos de España, para dar una imagen diabólica de los españoles. Concretamente, podemos centrar su inicio en la guerra en los Países Bajos (1568) con Guillermo de Orange. Luego se incorporó a la Ilustración y más tarde, lo asumieron el liberalismo y la izquierda. Posteriormente, lo adoptaron los movimientos indigenistas. Y seguirá existiendo porque permite echarle la culpa a otro de las desdichas del presente. Es mucho más cómodo culpar a la Historia que asumir la propia responsabilidad.

Gaetà Huguet i Breva

Gaetà Huguet i Breva, gran patrici castellonenc

Castello de la Plana, novembre 2007*

L’home i el seu context

Gaetà Huguet i Breva va naixer en Castello de la Plana el 24 de juliol de 1848, en la plaça Vella nº 4, lloc a on es troba hui l’edifici del Mercat Central, junt a la plaça Major. Fill de Ramon Huguet Gimeno, vingue al mon en el sí d’una familia acomodada, dedicada al começ i propietaria de terres rustiques i urbanes, en una de les rendes mes importants de la provincia.

Continuar leyendo en PDF

La batalla de Las Navas de Tolosa: La unión hace la fuerza

Hace ochocientos años, el día dieciséis de julio del año mil doscientos doce, los reyes de Castilla, Aragón y Navarra, causaron una definitiva derrota a las tropas almohades mandadas por el temible Al-Nasir. Aquella victoria dejaba sentadas las bases que conducirían más tarde al final de la Reconquista. La liturgia romana dedicó desde entonces aquella fecha a la conmemoración de la fiesta de la Santa Cruz. Lo mismo, que en razón de la victoria de Lepanto sobre los turcos, fue introducida en las letanías del Santo Rosario, la invocación a la Señora como “Auxilio de los cristianos”.

En las fuerzas cristianas militaban las huestes de Alfonso VIII, rey de Castilla; de Pedro II de Aragón y de Sancho VII de Navarra, aquel rey de gran fortaleza y cuya estatura no envidiaría en nada a la de Pau Gasol. Con razón sus contemporáneos le llamaron Sancho el Fuerte.

El frustrado Cantón Federal de Castellón

Hace ciento cuarenta y dos años, el 26 de julio del año 1873, el general Arsenio Martínez Campos, al frente de sus soldados daba por vencido y terminado el llamado cantón federal de Castellón, proclamado al margen de la ley por nuestro legendario paisano Francisco González Chermá, tan sólo cinco días antes, al frente de 100 voluntarios, 2 compañías de carabineros y un regimiento de Infantería, venidos expresamente desde Valencia.

Quico Chales”, que regentaba un pequeño taller de zapatería situado en la calle Enmedio, heredado de su padre, era un republicano federal de la tendencia de los “intransigentes”, partidario de proclamar el sistema cantonal de “abajo arriba”, más acorde con la filosofía política sinalagmática. Ni el cantón ni el procedimiento de implantación estaban previstos en las entonces leyes vigentes. Chermá chocaba frontalmente con la Constitución de 1869 en cuyos artículos 110-112 establecía el sistema de reforma y en modo alguno se establecía el sistema federal que no pasó de ser un proyecto de República Federal redactado por Castelar, muy influenciado por la constitución de los Estados Unidos.

Valencia 1238: Mito y realidad

Es sabido que Jaime I hizo su entrada en la recién conquistada ciudad de Valencia el 9 de octubre de 1238, tras un asedio que duraba desde la Pascua, cuando los nobles convocados habían de presentarse en el lugar de El Puig de Enesa o de “Cebolla” (etimología popular del árabe Yuballa “montículo”), que desde aquellas fechas recibirá el nombre más entrañable de Puig de Santa María.

La capitulación de la ciudad de Valencia se firmó poco antes en Ruzafa, el día 28 de septiembre de 1238. Zayyan, último gobernador musulmán y nieto del legendario Ben Mardanis, llamado también rey Llop o Lobo por los cronistas cristianos, abandonó con sus incondicionales el alcázar de Valencia el 8 de octubre, según acredita el historiador de origen ondense Ibn al-Abbar, secretario o katib del propio Zayyan y presente en la rendición.

DIÓCESIS DE VALENCIA

Pero antes de que el rey pusiera el pie en Valencia ya habían sucedido muchas cosas. Me refiero, entre otras, a los actos de posesión que el obispo Jimeno de Albarracín (que actuaba en nombre del arzobispo de Toledo Rodrigo Jiménez de Rada) y Pere d´Albalat arzobispo de Tarragona, habían realizado en fechas anteriores para dejar constancia de sus derechos sobre las diócesis de Valencia.

Los dragones de cuera

Una de las páginas más oscuras y desconocidas de nuestra presencia en América del Norte es la de la línea de fuertes que protegieron nuestras fronteras en condiciones muy difíciles. Habitados por soldados duros, acostumbrados a las penalidades y al frecuente abandono en que la administración virreinal (no digamos de España) los tuvo, sostuvieron la presencia española desde finales del S. XVI hasta la caída de las colonias en el S. XIX.

Esta es la historia de esos fortines y la de los hombres que los construyeron, habitaron y defendieron; que vivieron y murieron en el más absoluto anonimato en las fronteras más lejanas de España.

Continúa leyendo en PDF

La Valéncia Musulmana

Com pareix ser que en parlar del Regne, una gran part de la gent només contempla a Valéncia coronada des de l’entrada de Jaume I, em permet relacionar els distints monarques que la governaren en el periodo musulmà, que no per ser moros tenien que ser menys valencians.

1009-1017  Mubarak I – Fundador del Regne de Valéncia. Síndic de les sequies del Turia, assumí el poder en morir el Califa de Córdova sense successor. El 11 de febrer de 1009, any 399 musulmà, l’iman de la mesquita el proclamà monarca des del minaret. Les seues tropes conquistaren el territori des de Requena fins a Tortosa, dominant per curts espais de temps Xàtiva i no podent acabar de derrotar a Muyahid en Dénia.

1017-1019  Muzzafar I el Fidel – Íntim amic i companyer de Mubarak, mantingué la corona valenciana pel temps de dos anys, portant a cap molt dures pugnes contra el rei de Tortosa.

1019-1021  Lebil I l’Ambiciós – Intentà una nova política expansiva cap a terres del Sur, en l’intenció d’anexionar-se Dénia i frenar a Múrcia.

La División Azul

El día 10 de febrero de 1943, al sur de la preciosa ciudad de San Petersburgo, la otrora Leningrado, en el norte de Rusia, en los alrededores de la pequeña aldea de Krasny Bor, entre espesos bosques y pantanos y en condiciones de inusitada dureza climática (-30ºC.), un grupo de soldados españoles estaba luchando con extremo coraje, intentando sobrevivir a este día, contra un enemigo tremendamente superior, en la que fue la batalla más cruenta de la historia militar de nuestro ejército en el siglo XX. Más de mil de ellos no lo consiguieron, otros tantos cayeron mal heridos y alrededor de trescientos emprendieron el penoso camino de un largo cautiverio que duraría once largos años.

Debido a que sus méritos y su gloria les ha sido negados y no van a ser reconocidos ni recordados por ningún medio de comunicación de nuestra ingrata y tornadiza sociedad, he aquí un sencillo homenaje de reconocimiento y gratitud por su gesta y ejemplo.

En primer lugar un pequeño relato de esta gesta, escrito por un Oficial de la Armada:  A. Nieto Soto.

Batalla de Krasny Bor

Segunda República y Guerra Civil en Vall d’Uxó

DE LA PROCLAMACIÓN DE LA REPÚBLICA AL FRENTE POPULAR (1931-1936)

LAS ELECCIONES DE 12 DE ABRIL DE 1931 Y LA PROCLAMACIÓN DEL NUEVO RÉGIMEN (14 DE ABRIL)

En agosto de 1930, por el Pacto de San Sebastián, grupos republicanos de varias tendencias, socialistas e izquierda catalanista acordaron el derrocamiento de la monarquía mediante un golpe de Estado. La idea no llegó a consumarse con la Sublevación de Jaca, capitaneada en diciembre por los oficiales Fermín Galán y García Hernández; pero los brotes republicanos del ejército, los manifiestos de intelectuales en favor de la República (así el Delenda est monarchia de Ortega y Gasset) y la falta de una defensa decidida por el estamento monárquico, dejaron caer como fruta madura la monarquía de Alfonso XIII. El ambiente fue caldeado tras los sucesos de Jaca, y el 29 de marzo de 1931 una manifestación pro amnistía convocada por republicanos y socialistas, presidida por una pancarta con el lema “Justicia, Libertad, Trabajo” y la imagen del capitán Galán, ya convertido en mártir de la República, recorrió las calles de Vall d’Uxó.

Siga leyendo en la versión en pdf haciendo clic aquí.

Los de Burriana en Los Arañones

De todos es conocida la frase “Burriana, Paris y Londres”. Cita conocida, que obedece al justo calificativo de una ciudad que consiguió ser la gran aventajada en muchos aspectos de la iniciativa industrial y exportadora agrícola en la Provincia de Castellón. Consiguiendo una bien ganada fama de prosperidad, cuantificada en el epigrafe que encabeza este escrito.

Burriana fue pionera y única en el establecimiento del un tranvía urbano en la Provincia de Castellón, autorizado por el Ayuntamiento el 11 de julio de 1897, al concesionario Vicente Peirats Rios, iniciando las obras en abril del mismo año. La obra se llevó a cabo mediante carril tipo Damerbe de 18 Kg/ml, suministrado desde Inglaterra por la sociedad “Bolckow Vaugham & Cº Ltd” de Middlesbourg.

La “Sociedad Burrianense de Tranvias” la formaron, el concesionario Vicente Peirats Rios, Ramón Patuel Monserrat, Francisco Tejedo Almela, Bautista y Manuel Monserrat Peris. Inaugurando el servicio el 20 de agosto de 1897. La sociedad contó con dos coches, de dos ejes tipo imperial, suministrados por “Lladró y Cía” de Almassera (Valencia).

 

Exposición 125 aniversario de la Panderola

Os remito el articulo insertado en elperiodic.com / lasprovincias, es sobre el acto de inauguración de la exposición en Onda del 125 aniversario del Tranvía a Vapor de Onda al Grao de Castellón de la Plana, publicado el 31 de enero de 2014.

La exposición sobre el 125 aniversario de la puesta en marcha del mítico tranvía a vapor que recorrió La Plana llega a Onda y muestra la historia de esta infraestructura y los recuerdos de los ordenes.

 

panderola1
El Alcalde de Onda, con algunos de los descendientes de los ferroviarios de la línea

 

La Panderola ha regresado hoy a Onda 50 años después que dejará de prestar el servicio. El Museu del Taulell ha acogido hoy una multitudinaria inauguración de la exposición organizada por la Asociación Amigos del Ferrocarril y el Ayuntamiento de Onda.

La muestra nace del 125 aniversario que cumpliría el mítico tranvía a vapor que unía Onda con el Grao de Castellón, una exposición retrospectiva para rememorar la importancia social y económica que esta línea ferroviaria tuvo para la provincia de Castellón y que permanecerá abierta hasta el próximo 23 de febrero.

 

Los caballeros templarios

Cuando el Rey Jaime I reconquistó estas tierras para la cristiandad, con la legítima ambición de reunificar la España perdida por la invasión musulmana del año 711, entre otros, le acompañaban un selecto grupo de caballeros que destacaban por la pulcritud y elegancia -sin lujos- de sus uniformes blancos, y por la destreza, el valor y la disciplina demostrados en el combate.

¿Quiénes eran estos legendarios caballeros, protagonistas de un gran servicio prestado a la cristiandad durante doscientos años y, paradójicamente, víctimas de un triste y trágico destino?.

Veamos:

En el año 1119, un veterano cruzado francés llamado Hugo de Payns –algunos autores dicen de Payens-, conocedor de la lengua árabe y de la topografía militar de los Santos Lugares, acompañado de ocho caballeros que sentían como él los ideales de la cruzada, se presentaron al rey Balduino II de Jerusalén. Hugo le ofreció su colaboración para proteger a los peregrinos que desde toda la cristiandad acudían a la tierra de Jesús. Balduino aceptó la oferta, mientras que el patriarca de Jerusalén les concedía el reconocimiento canónico. Los Pobres Caballeros de Cristo, como ellos quisieron llamarse, emitieron los votos de castidad, pobreza y obediencia, según la regla de los canónigos regulares de Jerusalén, y un cuarto voto de carácter militar, para proteger a los peregrinos y defender los Santos Lugares.