Son cosas que hace el amor...

Un reto de nuestro tiempo es la autoridad de los padres. El término “reto” indica algo así como provocación, oportunidad de descubrir una medida o actitud inédita. O, incluso, puede significar la ocasión de resolver un problema para el cual no sirven las soluciones conocidas hasta el momento. Pues bien, ante el tema de la autoridad de los padres hay personas que se sienten desconcertadas, o abiertamente tienen una opinión negativa.

Es algo pasado de moda, imposible de vivir, o no sirve para nada, porque total, nadie te hace caso…” Me dijeron el otro día.

Se puede creer que esta opinión es propia de algunos, no de todos, aunque parece que hoy está extendiéndose, no sólo entre los desencantados, sino también entre mucha gente.

Nací en el año 1955, y para apoyar esta sospecha del desprestigio de la autoridad en la familia, repasemos los cambios que se han producido en las relaciones entre los padres y los hijos. Por referirnos a nuestro país, y centrándonos en los últimos cincuenta años, podemos distinguir tres fases o etapas de una duración aproximada de veinte años cada una. Estas etapas son:

  • años 40-60

  • años 60-80

  • años 80 – hasta hoy.

Turismo en apuros

Robot

Carlos Escorihuela, el presidente de la patronal turística de Castellón (ASHOTUR), dio la voz de alarma la semana pasada, por una causa que no podíamos sospechar: no se están cubriendo los puestos de trabajo en restaurantes y hoteles en plena temporada turística, la del verano. Cuesta creerlo, en efecto, cuando en España hay tres millones de parados y en nuestra provincia casi 40.000. Escorihuela explotó, con razón, porque el turismo es una gran parte de nuestro PIB, una gallina de los huevos de oro, pero que ahora tiene un agujero insólito.

Desde los sindicatos se ha alzado la voz sobre la precariedad de los puestos de trabajo en el sector turístico, alertando sobre las condiciones laborales, con jornadas exhaustivas y –según dicen desde los sindicatos– sin remunerar las horas extras. Escorihuela ha “disparado” contra los sindicatos, acusándoles de poner trabas cuando lo que han de hacer es apoyar al sector turístico. Si hay unas condiciones laborales abusivas en algún hotel o restaurante, Escorihuela ha indicado el camino: denunciarlo, pero no demonizar a todo un sector.

LA SOLUCION FINAL para el idioma valenciano

Doctor en Filología por la Universidad de Heidelberg, la más prestigiosa y antigua de Alemania en 1921, al ario Goebbels no le impidió su formación literaria exterminar “ratas judías” y, a redoble de tambor, manejar el mundillo intelectual alemán. Era parte de la política de la Gran Alemania, cuya caricatura en versión idiomática está sucediendo ante los ojos de Europa con la pretensión de Cataluña de apropiarse del Reino hasta Orihuela. En realidad, el exterminio de un idioma para que ocupe su lugar otro invasivo es una constante de la Humanidad. El fenómeno no sólo es palpable en zonas indígenas de Papúa, Nuevas Hébridas o Namibia, sino también en la cadena de dialectos latinos surgidos tras la ruralización del Imperio Romano. Desde Rumanía a España, una serie de hablas caóticas se transformaría en idiomas como el valenciano, con Siglo de Oro, gramática y diccionarios independientes de las lenguas vecinas. Así, cuando Joan Esteve publicó en “latina et valentina lingua” el ‘Liber elegantiarum’, acabado en 1472 e impreso en 1489 (anterior al Nebrija, 1492), era el primer diccionario de una neolatina, y en él se ofrecía léxico, morfología y sintaxis propia. El incunable, aunque contiene abundantes arcaísmos del 1400, preconizaba lo que sería el valenciano moderno, hoy prohibido:

Defensa de los productos europeos

POR LA PREFERENCIA DE LOS PRODUCTOS EUROPEOS EN LA UE, PARO DEL SECTOR PRIMARIO ESPAÑOL

2

El Sector Primario está harto de que le ninguneen los políticos y los medios de comunicación, está harto de ser moneda de cambio para otros intereses, está harto de perder mientras otros ganan, está harto de que, en la UE, los mismos políticos que debieran defenderle y representarle, firmen acuerdos internacionales que le perjudican; en definitiva, está harto de traidores.

En el Sector Primario no se entiende que otros colectivos o causas ideologizadas despierten todo el interés de esos medios adoctrinadores y de esos políticos hipócritas, al tiempo que ignoran el sufrimiento de todo un sector, en donde hombres fuertes y curtidos por el sol, se medican o lloran en silencio porque no pueden vender sus productos dignamente, porque no pueden sacar sus familias adelante, porque no ven recompensado su duro trabajo. ¿Acaso conocéis a alguien que pague por trabajar? Pues al agricultor que cultiva esas naranjas, melocotones, melones, patatas… que consumes habitualmente, desde que entraron en vigor ciertos tratados internacionales, producir le cuesta dinero.

La traición europea

 

En este planeta Tierra, todo el mundo protege sus economías, salvo, al parecer, únicamente, Bruselas, que se dedica, prioritariamente, a destrozar la suya.

Es del dominio público que cuando la UE se constituyó, allá por el año 1.957, los valencianos llevábamos ya varias generaciones produciendo y exportando naranjas a toda Europa, y sin necesidad alguna de ningún Mercado Común; por tanto, nadie nos tiene que explicar a nosotros lo que es Europa ni puede darnos lecciones comerciales, y menos un Comisario (curioso que en la UE se utilice la misma terminología para sus cargos que la extinta URSS) de agricultura Irlandés, como el Comisario Sr. Hogan, con todo el respeto para los irlandeses.

Tratado de Roma 1.957. En este año, se estableció, como uno de los tres principios básicos de la UE, el de preferencia comunitaria, es decir, la prioridad que debían de tener los productos agrarios europeos frente a los de países terceros dentro del territorio europeo, evitando así que los países del norte, se abastecieran de productos en países terceros, a precios irrisorios (precisamente lo que está ocurriendo ahora). Este principio, junto con el de libertad de comercio DENTRO de las fronteras de la UE, y la solidaridad en el pago de los gastos comunes, fueron los principios básicos inspiradores de la Unión.

La dictadura de los inasimilables

 1.- Hechos reales como la vida misma. La ley reconocía a los padres el derecho natural de elegir el tipo de enseñanza para sus hijos -en castellano o en valenciano-. Bastaba con manifestarlo en los boletines de preinscripción de los colegios. Hecha la ley hecha la trampa. Las normas no se colocaban en la cartelera de avisos de aquel centro escolar hasta después de iniciadas las vacaciones de verano. Según las bases, el padre que no pedía la línea en castellano automáticamente el hijo quedaba matriculado en la línea del valenciano. Es un hecho real que sucedía en un colegio de Castellón, controlado herméticamente por una minoría fanática de profesores nacionalistas.

La llengua com a vehicul d'absorcio d'un poble

Alerta, fills de Valentinia, fills del Regne Valenciá, alerta! Alerta que’l modern instrument de conquista es la llengua. A defendre els drets de preeminencia que sus les demés llengües te dins de nostra Patria la nostra llengua valenciana, la llengua de les nostres mares. A repelir la invasió, la odiosa invasió de qualsevol llengua forastera. [...]

Els valencians tenim, puix, lo sagrat deure de defendre únicament la llengua Valenciana (valenciana, si senyor, no la de… qualsevol atra Espanta [sic] per més volguda que’ns sia, ni tampoco lo dialecto valenciani, castellanisat i rebordonit.’’

Si no fora perque està entre cometes, al ser una cita de Rossent Guimiel Enguix, i que la va publicar l’any 1906 en Valencia Nova, n.º 16, en el titul ‘‘P’el nostre idioma’’, en contraposicio al Primer Congrés Internacional de la Llengua Catalana, celebrat en Barcelona, denunciant la pretesa absorcio del valencià pel catala, nos creuriem que estem parlant de l’actual AVL, perque a la fi te el mateix comés i objectius que pretenien els catalans de principis del sigle XX: que desaparega la llengua valenciana, per imposicio del catala.

Bruselas, EL GRAN ENGAÑO

“Nada hay cubierto que no haya de ser revelado, ni oculto que no haya de saberse.…”
Lucas, 12:2.3

 

Todos sabemos y estamos muy concienciados, y la política de Bruselas se dirige de forma diaria, persistente y tenaz a luchar contra el cambio climático y la contaminación.

Este es un hecho que constatamos a diario en los mass media. Existen incluso campañas inquisitoriales recientes frente a los motores diésel como la que se emprendió hace sólo unos años frente a Wolskwagen, sosteniendo que había instalado ilegalmente un software para alterar los resultados de los controles técnicos de emisiones contaminantes en 11 millones de automóviles con motor diésel, vendidos entre 2009 y 2015.

Sin embargo, como en tantas cosas, hay datos que no se publicitan, que, al contrario, se ocultan, y, que cuando son conocidos, nos llevan a la conclusión evidente de que somos víctimas, nuevamente, del más burdo engaño.

Para ello, tengamos solo en cuenta la siguiente noticia:

“15 barcos mercantes intercontinentales contaminan tanto como 750 millones de coches….”

Unión total del SECTOR PRIMARIO para reivindicar LA SOLUCIÓN REAL

1

Un grupo de agricultores indignados redacta un manifiesto pidiendo la unidad de acción de todo el sector primario y convocan un paro nacional los días 19 y 20 de septiembre reivindicando la única solución valida “no a los acuerdos internacionales de comercio”, “Europa es nuestro mercado, nuestros productos primero”. La Unión hace la fuerza, este artículo es un apoyo incondicional a esta iniciativa que considero la única esperanza antes de la ruina de todo el sector en España

La campaña de cítricos mas nefasta de la historia ha finalizado peor que comenzó. Los embustes del principio, aunque los responsables de agricultura de la UE siguen repitiéndolos, ya no engañan a nadie y hoy el agricultor lo tiene más claro que nunca: La culpa no es del cambio climático, ni que se consuma menos en Europa, ni que nuestra fruta tenga menos calidad, ni la falta de organización, ni el minifundismo, ni siquiera los intermediarios; la culpa la tienen ellos, nuestros políticos, esos a los que acabamos de darles nuestra confianza en las urnas para que defiendan nuestros intereses en Europa, y que siguen y seguirán defendiendo sus bolsillos firmando acuerdos comerciales internacionales con terceros países con los que los europeos no podemos competir.

Eufemismes nous

Yo que soc aficionat a la llingüistica i vaig sempre a la caça d’eixos donyets que apareixen de quan en quan o alla quan Deu te vol, no m’hauria de sorprendre perque es veuen moltes coses, pero no, la gent n’inventa noves a cada punt i nos poden deixar fora de joc.

U d’estos aspectes que capta habitualment la meua atencio son els eufemismes. Ya sabiem lo de l’indigencia tecnologica (expressio benevola per a denominar la situacio en el qual nos quedem aquells que ya som un poc majorets i les tecnologies nos superen, es llei de vida... no es que no pogam dependre), o l’obsolescencia programada (data de caducitat dels electrodomestics que comprem, no es que no puguen durar mes, es que ho fan aposta). Es antologic el “finiquito en diferido” de l’exministra popular María Dolores de Cospedal (la nomina que li continuaren pagant a José Luis Bárcenas per a que callara), o les ‘reformes estructurals’ reiterades per empresaris, banques i ‘agents economics’ (per a exigir condicions laborals mes favorables per al capital), i tots aquells invents idiomatics que han esguitat la politica durant els anys passats.

EUROLANDIA, el paraíso de los besugos

Cuando el sueño europeo se convierte en una pesadilla….

Según ha trascendido, un Eurodiputado tiene un sueldo mensual de 9.000 euros, a más de otros 25.000 para gastos y personal… Esto hace un total mensual de 34.000 euros mensuales; imaginemos el nivel de vida que alguien puede llevar con ese dinero, personal a su servicio, restaurantes de lujo, varios coches, viajes en primera... Nada menos que medio millón anual.

Me gustaría saber si alguno de nuestros lectores cuenta con un sueldo igual o similar, o parecido o cercano. No se cansen contando, lo más probable es que ni se acerquen.

Ganando treinta y cuatro mil euros mensuales, no nos extraña que nuestros eurodiputados y eurodiputadas, firmen todo lo que allí en Europa, en Bruselas, se les ponga por delante, por supuesto, y además con fuerza, con ganas, faltaría más.

El Corpus Christi en la Valencia medieval

La institución de la celebración del Corpus Christi se fundamentó en el milagro de la Hostia Sangrienta de Bolsena -pequeña ciudad cerca de Orvieto (Italia)- en el pontificado de Urbano IV (1251-1264). El Corpus conmemoraba el triunfo de la Eucaristía. La bula 'Transiturus de hoc mundo', expedida el 11 de agosto de 1264, reconocía el valor canónico definitivo e impulsó esta celebración en la Cristiandad. El culto a la Eucaristía se propagó rápidamente por las principales villas y ciudades de la Europa cristiana y creció el fervor popular en la Corona de Aragón. 

La exhibición de la Sagrada Hostia en una solemne procesión pronto se convirtió en un acto religioso-cívico suntuoso en poblaciones valencianas. En la ciudad de Valencia ya se celebró con anterioridad a 1326. Se admite que la Iglesia valentina a partir de Decreto de Urbano IV festejaba con oficio particular, el jueves después de la octava de Pentecostés, la festividad del Corpus, y a pesar de no poner en práctica, en principio, el Decreto de Juan XXII relativo a la procesión general, sí que se solemnizó el acto religioso-cívico, aunque no revistió la majestuosidad que merecía el Misterio.

FRANCO: el genocida que NO lo fue (y III)

LAS FOSAS COMUNES

En el primer capítulo de esta serie de tres, denominado “EL PREAMBULO”, se presentaron los datos y las reflexiones necesarias para abordar y comprender mejor los otros dos capítulos

FRANCO: el genocida que NO lo fue (II)

En el segundo capítulo, en base a lo ocurrido en una población de Castellón y resumiendo en un cuadro resumen lo sucedido en las principales poblaciones de la provincia, se demuestra que las víctimas de uno y otro lado no fueron iguales ni en cantidad ni en culpabilidad ni en crueldad. Mientras que los frentepopulistas asesinaban sin juicio a religiosos o a desafectos a la república utilizando en ocasiones la tortura, el franquismo buscó la culpabilidad sobre aquellas muertes a través de los correspondientes Consejos de Guerra y ejecutó a quienes consideró culpables de ellas. Para probarlo, nada mejor que la historia de cada una de las victimas de la población de Benicarló. Si en esta población y en el resto de la provincia los hechos fueron así, ¿Por qué deberíamos de pensar que en el resto del territorio español ocupado por el Frente Popular los sucesos debieran de haber sido diferentes?

FRANCO: El genocida que NO lo fue (I)

España, ESA DEMOCRACIA HIPÓCRITA

Si bien es cierto que este país se define como democracia parlamentaria, existen hechos, que ocurren día a día, que ponen en tela de juicio tal maravillosa afirmación constitucional.

Lo último ha sido la presunta agresión sufrida por una niña, digo bien, una niña, no una mujer ni una adolescente; una niña; sólo por pintar en un dibujo la bandera de su país. Y nada menos que por su propia profesora!!! Tal vez la profesora esperaba que dibujara la bandera pakistaní, o la india, o la de Tanzania… Pues no. La niña es española, la criatura confía en su patria y pinta su bandera, todo su pecado ha consistido en la ingenuidad de esperar el respecto que esta actitud merece. Por que, ¿qué justificación puede haber para la violencia supuestamente ejercida por esta profesora? Es evidente que, de comprobarse los hechos, debe de expedientársele y expulsarla con carácter inmediato de una labor docente para la que evidentemente no se encuentra ni capacitada ni preparada de ninguna de las maneras posibles.

Pero este no es un hecho aislado, el pasado 18 de junio, se dio una paliza a dos simpatizantes de Vox, simplemente por llevar unas camisetas de este partido en Madrid. Unos golpes especialmente violentos que llegaron a provocar en las víctimas traumatismos craneoencefálicos y pérdida de visión, a más de varias costillas rotas.

Culto al cuerpo

Cuerpos..

Me ha venido a la cabeza un recuerdo gracioso, de hace bastantes años, estando en Roma unos días con unos amigos. En una terraza romana nos tomábamos muy a gusto unas cervezas. Observamos que el camarero, de una edad similar a la nuestra, hacía “musculitos” con el brazo cada vez que nos dejaba en la mesa algo, o en mesas cercanas. El camarero era enclenque, no precisamente de complexión fuerte. Nos reímos al ver su actuación, que nos parecía fruto de algún complejo, y decidimos hacerle ver lo ridícula que resultaba su exhibición. Le pedimos algo más, haciendo nosotros “musculitos”, y lógicamente se dio cuenta. Dejó de hacerlo. No sé si dejaría de hacerlo con otros clientes, a la vista de la experiencia con nosotros.

¡Atención educadores!

Desde la perspectiva que ofrece disfrutar de una jubilación, tras varios años impartiendo clases en ciclos formativos de FP, unido a mi etapa como liberada en sindicato que defiende la libertad de enseñanza, y en el que he desempeñando funciones directivas en los órganos de gobierno unipersonales y colegiados previstos en los estatutos del Sindicato de Castellón, he decidido compartir algo que he aprendido durante estos años. Defiendo la educación integral y tengo muy claro que la educación neutra no existe.

Tanto los nuevos conocimientos que se acumulan a nuestro equipaje cultural, como las ampliaciones y desarrollo de los anteriormente adquiridos, precisan de un marco vital que los haga comprensibles y útiles para la gran síntesis personal que constituye toda autentica formación.

Cultura significa en sentido amplio cultivo, unidad, síntesis, coherencia. La información que se suministra en todo proceso formativo no tiene utilidad, si la persona a quien se suministra no puede, no sabe o no quiere asimilar esa información transformándola en parte de sí mismo.

Es un error toda información presuntuosa, que no se preocupa de la recepción dando, por hecho, una motivación en los que escuchan, que no siempre corresponde a la realidad. Supone una ignorancia del proceso formativo y un menosprecio del hombre al que se considera cosa a transformar.

Stop a la violencia política española

No quiero comparar si hay más o menos violencia, física y verbal, en nuestro país respecto a hace unos años, o comparando con los países de nuestro entorno. La impresión que tengo es que va a más, invocando la política como justificación para agresiones e insultos, especialmente en las redes sociales.

Inés Arrimadas sabe bien lo que es recibir insultos en Cataluña por ser de Ciudadanos. Eso no ha sido obstáculo para que haya reprobado los insultos a Ada Colau por parte de independentistas catalanes, a la vez que alude a que ojalá Podemos condene agresiones que ella ha sufrido, o pueda sufrir.

En muchos municipios catalanes no se han atrevido a presentar listas electorales varios partidos como el PP, Ciudadanos o Vox, por el clima existente de una minoría independentista-violenta que le parece que insultar, molestar o agredir físicamente es en defensa propia, casi hasta en legítima defensa, intimidando a candidatos o incluso a sus familiares.

Insisto: los independentistas catalanes son minoría en Cataluña –y no digamos en la Comunidad Valenciana o Baleares-, pero es que son muy minoritarios los independentistas que utilizan la violencia física o verbal.

Sin embargo, siendo pocos los que usan métodos violentos, es misión de muchos -de todos- ayudar a cortar ese creciente cáncer contra la libertad y el derecho: unos la ejercen, muchos callan o no sancionan a los violentos, sean pintadas en fachadas, gritos o empujones.