El mito de las grandes palabras

En nuestra sociedad, las grandes palabras de libertad, democracia y progreso figuran en el frontispicio de todas las instituciones y de todas las mentes: son pronunciadas miles de veces cada día por los políticos y por los no políticos; ocupan la mayor parte del espacio cultural en los medios de comunicación, y son referencia obligada de cualquier discurso, sea éste del signo que sea. ¿Quién no acude a estas palabras como supremo y a menudo único argumento en debates, discusiones o acusaciones? ¿Y quién no se siente intimidado y hasta amenazado de marginación cultural o social, cuando su pensamiento o proceder son sospechosos de no ajustarse al “talante” progresista y democrático? Porque hoy en día, el problema a dilucidar y debatir no es si algo es verdadero o falso, justo o injusto, bueno o malo, sino si es o no es democrático y progresivo: he aquí el único criterio para juzgar pensamientos y acciones, tanto en la vida colectiva como en la individual. Asistimos a una gran contradicción: esta sociedad, que ya no tiene valores ni principios firmes en los que apoyarse, es la misma que quiere elevar a categoría de dogmas intocables ciertas palabras que, a la postre, la están llevando al nihilismo.

El fin del secesionismo catalán

Hoy 5,5 millones de votantes en Cataluña pueden certificar el final de la locura independentista, del veneno, del delirio de una minoría que ha hecho mucho daño a Cataluña y España.

El delirio independentista es un virus inoculado durante décadas, ante la pasividad y la falta de perspectiva de la mayoría de los catalanes, junto con la negligencia y complicidad bobalicona de los diversos gobiernos centrales del PSOE y del PP.

Todo apunta a una participación récord, incluso por encima del 80%, y desde luego este 21-D puede marcar un hito en la recuperación de la normalidad, pero también puede ser una página más de la locura. Está en manos de los catalanes hoy.

La pregunta es recurrente: ¿qué va a pasar el 21-D? Muchos se abonan a que habrá sorpresas, que confluyen muchos ingredientes para que salten muchas sorpresas, en contra de la multitud de encuestas y sondeos que se han venido realizando.

Por lo que observo, la movilización de los constitucionalistas va a ser muy cierta, decisiva. Voy a mojarme: pienso que ganarán en votos y escaños a los independentistas. No creo que saquen mayoría absoluta, vendrán las emociones de formar gobierno o incluso el riesgo de una repetición de las elecciones. Pero pienso que será histórica la victoria de Ciudadanos, con más votos y escaños que ERC; que el PSC mejorará sus resultados respecto a 2015 y que incluso la debacle del PP será menor de lo que vaticinan muchas encuestas.

Sectarismo navideño

La Navidad tiene un sentido de paz, alegría y solidaridad, con unas raíces y tradición lógicamente católicas. Juzgue el lector dos hechos sucedidos en la provincia de Valencia, que tienen como común denominador decisiones de dos cargos de Compromís.

El concejal de Movilidad de Valencia, Giuseppe Grezzi, prohibió una marcha motera solidaria en beneficio de los niños con cáncer, repartiendo juguetes y artículos de primera necesidad. Se había celebrado otros años, con participación de cientos de moteros. Grezzi alegó que causaba problemas de tráfico. Se iba a celebrar el pasado domingo, 17 de diciembre. La teniente alcalde socialista Sandra Gómez alucinó con esa decisión de su compañero de consistorio, que no de partido, y confiaba en que se daría marcha atrás, pero no fue así. Los moteros, apoyados por la Policía Local y el sindicato CSIF hicieron la marcha motera en calles menos céntricas, mientras unos y otros lo comparaban con la cabalgata de las Magas, que se celebrará el domingo 7 de enero, partiendo del Parterre, siguiendo por la calle La Paz, calle San Vicente y plaza del Ayuntamiento ¡en el primer domingo de Rebajas! El resultado es que la marcha motera se hizo, y con una participación que prácticamente dobló la de años anteriores: hubo casi 1.000 moteros. Grezzi logró indignar a PSPV, moteros, Policía Local, CSIF y, sobre todo, a las familias de niños que padecen cáncer.

Cataluña: Tres grandes interrogantes

Mañana se celebrarán unas elecciones cruciales en Cataluña. En los últimos años el debate sobre la secesión o la unidad ha silenciado cualquier otro. Es un tema trascendental que debe determinar el voto consciente del ciudadano. Pero también existen otros asuntos cruciales que afectan la vida de los catalanes, de sus familias y de la sociedad.
Aunque no vayas a votar este jueves, pienso que también deberías leer este artículo titulado "TRES GRANDES INTERROGANTES”. Son numerosas las personas que no saben a quién votar.  Las publicó El EQUIPO SIETE en un libro titulado  “El laicismo de Ahora”  (Valoración de urgencia de la situación española) en su primera edición en  Diciembre 1990.

¿Puede la Iglesia enseñar sobre temas de carácter público o político?

Pues hay que responder positivamente: La Iglesia, como recuerda Rusell Shaw, tiene competencia para proponer una doctrina moral que afecte a temas de orden político. Es más, tiene el derecho y el deber de identificar valores, generales y amplios, como fines apropiados para la actividad social, y de proponerlos como objetivos perseguibles para el derecho y la política.

El laicismo contemporáneo se opone a lo que considera erróneamente una intromisión en “su propio ámbito”. Las reacciones airadas que suscitaron en España la instrucción “la verdad os hará libres”

La llengua valenciana y la montaña de Gales

La pasada semana se reabrió el viejo debate sobre la lengua valenciana. Hemos oído a numerosas personas entrar a valorar si el valenciano es una lengua o, por el contrario, es una variedad dialectal del catalán. En España todo el mundo puede hablar (y habla, claro) de tres cosas: política, fútbol y valenciano. Tertulianos, el vecino de arriba, el alcalde de turno o el portero de la discoteca de Cella comentan y discuten (opinan) sobre el tema sin sonrojarse, sin tan siquiera disponer de una referencia bibliográfica y asumiendo como dogma de fe lo que los voceros del entorno pregonan a los cuatro vientos desde diversas publicaciones (subvencionadas), claustros (dirigidos) y micrófonos (interesados).

Todo esto me recuerda la película protagonizada por Hugh Grant "El inglés que subió una colina, pero bajo una montaña", basada en la leyenda que se desarrolla en 1917 en el pueblo de Ffuynnon Garw, al sur Galés, donde se ubica "la primera montaña de Gales", emblema y orgullo de la población. Unos foráneos, en este caso ingleses, comunican a los habitantes de Ffuynnon Garw que su famosa montañana ya no lo es, pues le faltan unos metros y, por lo tanto, es una vulgar colina. Todos a una, heridos en su orgullo, acuden con piedras para aumentar su altitud y colocarla en los manuales de cartografía donde siempre había estado, en el apartado de "montañas", y no en el de "colinas".

El 716. El Cristo de los “Pínfanos”. Casi un cuento de Navidad

El 716Ahora las cosas son diferentes. Para ayudar a los huérfanos de militares, que de por sí ya sufren un gran trauma en su vida con la pérdida de su progenitor, el Patronato de Huérfanos ya no les ofrece un colegio donde seguir sus estudios, muchas veces lejos del hogar familiar. En la actualidad, les ayuda mediante unas prestaciones económicas según los estudios que cursan y sus vicisitudes personales. Pero durante muchos, muchísimos años, se les ofrecía ingresar como alumnos, normalmente internos, en colegios de huérfanos adquiridos y mantenidos con las aportaciones de todos los militares y alguna que otra donación o subvención de egregios benefactores.

Una entrevista interesante

El 24 de Enero de 2016 publicó “El Español” una entrevista realizada por Mariano Gasparet al jesuita Manuel María Carreira (Valdoviño, 1931) que no deja indiferente. Aúna a su faceta de teólogo y filósofo la de astrofísico. Perteneció a la junta directiva del Observatorio Vaticano durante 15 años, asesoró a la NASA en varios proyectos y durante más de 30 años ha impartido clases de Filosofía en universidades como la John Carroll University o la Universidad Pontificia. Como estricto hombre de ciencia se resiste a hablar de política y defiende la “secularización creciente”, pero como humanista reivindica la compatibilidad entre ciencia y religión porque “desde la física o la química no se puede explicar el pensamiento o la búsqueda del bien, la verdad y la belleza”.

Gasparet expone que: ”El estudio minucioso de la materia ha confirmado su conocimiento sobre la trascendencia del hombre y de Dios, reivindica la “raíz cristiana de España” -como hizo Julián Marías-, prohibiría “con gusto” los toros y el boxeo, advierte contra el islam, asegura que existen “espíritus malignos” y “endemoniados”, y no duda en refutar a ídolos laicos como su colega Stephen Hawking: “Si tuviera buena salud nadie le haría caso”.

¿Qué valoración le merece la situación política e institucional que atraviesa el país?

Agenda cultural Castellón Desembre 2017

He estado “ojeando” la agenda cultural Castelló Desembre 2017, y me ha sorprendido la ausencia, en el “Teatre del Raval” de actividades relacionadas con lo que celebramos estas fechas.

Dimecres 20 de Desembre: “Un amor de verano” que organiza: Ajuntament de Castelló de la Plana.

Quiero entender y puedo. En Noviembre, me hubiera gustado asistir a la representación de “Don Juan Tenorio”, como hacía en años anteriores, y quede francamente decepcionada cuando vi su ausencia en la programación del Teatro Principal.

Y yo me pregunto: ¿Quién es el responsable de Cultura en la Comunidad Valenciana? Busco y encuentro que el responsable de todo es el Conseller de Educación y Cultura, se llama Marzá. Un hombre tenaz, como buen ciclista. Aguanta el pedaleo, pero tal vez no piensa que quienes defendemos la libertad tienen más y mejores argumentos para ser tenaces, y aguantar tanto y más que él en el “pedaleo”.

El ariete contra la libertad, me comunican, es un joven de 33 años, elegido minuciosamente por Mónica Oltra en las filas de Compromis. Su trayectoria personal y profesional –es maestro– en el sindicato STEPV y en Escola Valenciana no ofrecían ninguna duda: imposición del valenciano en la educación –que para Marzá equivale a imponer catalán– y asfixiar a la enseñanza privada.

Discapacitados maltratados

Más de 6.000 discapacitados valencianos no han cobrado su sueldo en todo el año 2017, y más de 200 todavía no han recibido lo que en justicia les corresponde por su trabajo en 2016. Están, lógicamente, más que indignados contra el Consell, porque su sueldo lo abonó el Gobierno central a finales de 2016. Se ha sabido casi coincidiendo con el Día Internacional de los Discapacitados, celebrado el pasado 3 de diciembre.

Trabajan en unas 130 empresas que tienen un cupo de personas discapacitadas para trabajar, y para ello reciben fondos del Estado. ¿Cómo es posible tamaña injusticia, no sólo apelando a la solidaridad, sino a la estricta justicia? ¿Cómo es posible que todavía el Consell no haya explicado qué ha pasado con ese dinero, destinado o no a otros fines, sin destinarlos a lo que esas personas se merecen por su trabajo, por su dignidad, por ellos y sus familias?

Las dificultades financieras y económicas del Consell son más que conocidas, pero no sirve de justificación, salvo que alguien me haga ver lo contrario, lo cual veo más que difícil y complejo. No es de recibo, el Consell les ha hurtado durante mucho tiempo algo a lo que tienen derecho.

Se dice, con razón, que la fuerza de las cadenas se mide por su eslabón más débil. Pues, a la vista de este caso, la cadena del derecho, de la justicia y de la solidaridad es muy débil en nuestra Comunidad Valenciana. Impresentable.

Valor acreditado

1.- Se llamaba Joaquín Albornoz Giner. Desde los cuatro o los cinco años padecía una terrible enfermedad degenerativa de los huesos llamada fibrosis displásica. El mantener un vaso lleno de agua entre las manos o una simple rozadura del brazo contra un objeto sólido, podía causarle una grave fractura. De hecho sufrió muchísimas a lo largo de su vida. El recordado doctor Massotti le operó más de veinte veces. En algunos momentos de su vida, las escayolas fueron tan naturales en él como la misma piel. Su enfermedad fue estudiada en Madrid y en la Clínica Universitaria de Navarra. Con el fin de proteger la columna vertebral le insertaron una varilla en la espalda. Todo inútil. Este vía crucis existencial se agravó con la muerte de su madre durante los primeros síntomas de su enfermedad. Menos mal que el buen Dios en tan dramáticos momentos, puso a su lado a un Ángel llamado Mercedes Giner –hermana de su madre- que lo cuidó y mimó como a un bebé durante treinta años.

Morir por unos tirantes españoles

Víctor Laínez ha sido asesinado en Zaragoza por llevar unos tirantes con la bandera de España. Algunos dirán que es sólo la acción de un loco, pero a mí me parece que es una peligrosa punta de iceberg.

Quien mató a Víctor ya había dejado tetrapléjico a un policía en Barcelona y cumplido condena. Su violencia tiene ya una trayectoria, basada en el odio, que siempre es cobarde.

El odio busca anular, eliminar, excluir a quienes son odiados. Me resisto a adjudicarle el calificativo de “antisistema”, pues es un delincuente. Si ser antisistema es sinónimo de licencia para delinquir sistemáticamente e incluso matar, tendremos que ir pensando no utilizar ese término, que ampara delitos de ocupación de viviendas, amenazas e insultos, todos ellos constitutivos de delitos que figuran en el Código Penal.

No recuerdo que algo similar haya sucedido en un país civilizado: matar por llevar la bandera del país. Algo muy grave está pasando en España, y lo fácil es ceñirlo a un violento aislado, porque el odio hacia la bandera, hacia España, se ha ido fomentando en estos años, con la ingenuidad de las autoridades y el temor creciente de los ciudadanos.

El caso de Victoria Gillick

Victoria Gillick es una madre de familia inglesa que defendió durante años el derecho de los padres a la educación sexual de sus hijos, frente a determinados programas del Gobierno inglés. Estos son algunos jalones de su historia, que cuenta en Relato de una madre, Col. Testimonios, Rialp, 1990.

“…Yo tenía algunas sospechas acerca del modo en que la Asociación de Planificación Familiar había intentado terciar en el debate del Ayuntamiento por medio de la carta enviada por su Administrador, Stephen Dalton. El Dr. Michael Busch le había echado encima un poco de agua fría, pero a mi no me convencieron las flojas respuestas que, en aquel momento, dio a mis preguntas.

La muerte de la verdad

Como ocurre con las grandes palabras que se invocan cada día en nuestro mundo, la verdad es destruida por los mismos que dicen defenderla, no conscientemente, sino por los muchos prejuicios y pasiones que condicionan la visión real y objetiva de las cosas. Es humano equivocarse y caer en el error, y este es el mal que está en la base de todos los demás males morales que padecemos, porque ningún bien puede hacerse si no es en la verdad y con la verdad. El mal de las equivocaciones lo vemos cada día en las relaciones de las personas, pero los atentados más graves a la verdad se producen en las ideas y opiniones que circulan en el ámbito público, como son los medios de comunicación, los movimientos sociales y culturales, o la política; es aquí, en lo que podemos llamar “el mundo”, donde se produce la muerte de la verdad a escala planetaria y cuyas consecuencias afectan muy directamente a la vida de los individuos. Los enemigos de la verdad que actúan en el mundo son muchos y se pueden identificar con estas características:

LAS IDEOLOGÍAS, QUE CONDICIONAN LA VISIÓN REAL DE LA VIDA

Catalanes ante el 21-D

El CIS pronostica una participación récord el 21-D, pues hay un 85% de encuestados que aseguran que votarán con toda seguridad. La movilización va a ser máxima, y es que anda mucho en juego.

En Cataluña se están sufriendo las consecuencias de la locura secesionista. A todos los niveles: en el empleo, en el turismo, en la economía, en inversiones, en todo. Difícil es que un catalán se mantenga al margen el 21-D, con la ocasión que brindan las urnas de que el sentido común vuelva, que el “seny” reaparezca.

Algunos piensan que lo de Cataluña, tarde o temprano, acabará en independencia. Yo no pienso igual. Tal vez es útil recordar a quienes preveían que el País Vasco se independizaría, y ya vemos que no ha sido así, y ha ido cayendo el independentismo vasco, así como el terrorismo de ETA, que lo preconizaba. Al menos no hay ese tipo de terrorismo en Cataluña, aunque sí lo hay en forma de violencia esporádica y de un clima de convivencia que para muchos es irrespirable.

Por supuesto que Cataluña tiene solución, y pasa por el 21-D. La encuesta del CIS da alas a los partidos constitucionalistas, que ven segura una participación de quienes otras veces se han abstenido, esa mayoría silenciosa o silenciada. Pero también los independentistas opinan que les va a favorecer la movilización, por la “humillación” que ha supuesto para los catalanes la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

¿Reformar la Constitución Española? ¿Para qué?

constitucionespanolaEn el 39 aniversario del refrendo por parte del pueblo español de la Constitución Española, con una amplia mayoría (87,78%), nos encontramos con que ciertas fuerzas políticas nacionalistas o de extrema izquierda la cuestionen, los unos porque quieren lograr la separación de España y los otros porque quieren cambiar todo el sistema. La generosidad de quienes la redactaron permitió el juego democrático de cualquier ideología incluso de aquellas que como un cáncer se extienden por los órganos del estado buscando su destrucción, permitiendo que los cargos electos de estos partidos juren la constitución con la indecente fórmula  de “por imperativo legal”, poniendo en interrogante si están dispuestos o no a cumplir las leyes que nos obligan a todos los españoles. Y de este modo es como hemos llegado a la convocatoria por todo un gobierno autonómico de un referéndum anticonstitucional y a la aplicación del artículo 155 en la Comunidad Autónoma Catalana, para frenar el proceso de independencia que se había iniciado por las autoridades de esta autonomia.

Rodillo Marzá de nuevo

El conseller Marzà llegó con unas prioridades muy conocidas a la Consellería, y no deja de insistir. El polémico decreto plurilingüe fue aparcado tras nueve recursos en los tribunales y numerosas protestas en las calles de la Comunidad Valenciana. Quería imponer el valenciano, y sigue queriendo hacerlo, ahora con más prisa incluso por la proximidad de las elecciones autonómicas, dentro de menos de año y medio.

Si el totalitarismo es pernicioso, sumemos ahora las prisas, y es más que peligrosa la mezcla explosiva, pues las prisas son malas consejeras, y en educación hay que pensar muy bien los cambios, escuchar a los padres, profesores y sindicatos, sin hurtar en ningún momento el debate. La educación debería ser una materia en que una amplia mayoría esté de acuerdo, sin vaivenes constantes según el partido político o partidos que gobiernan, pero es un deseo que Marzà no comparte: él quiere imponer el rodillo, no escuchar.

Ahora se tramita el proyecto de Ley de Plurilingüismo en las Cortes Valencianas. La asociación alicantina Idiomas y Educación, nacida ante los anuncios totalitarios de Marzà, ha sido constante en denunciar el totalitarismo, y lo es también ahora. Esta asociación presentó el pasado 1 de diciembre unas propuestas de enmiendas a la citada Ley, calificando el nuevo plan de Marzà como inaceptable, tanto y más como el decreto ahora tumbado y enterrado.

La influencia del laicismo en la vida social española

UNA TAPADERA DE LA APOSTASíA COLECTIVA DISFRAZADA DE CONSENSO

Se da en amplios sectores de la población española un fenómeno generalizado de desinformación, empleando el término en la acepción de la Real Academia de la Lengua: “ Dar información intencionalmente manipulada al servicio de ciertos fines”. Esa información, como puntualiza Núñez Ladeveze, con frecuencia es “técnicamente correcta” desde el punto de vista de una valoración aislada de cada acontecimiento, pero –y esto es lo peligroso– es utilizada “como cortinas de humo o factores de diversión respecto a otras noticias más trascendentes que se desea enmascarar o diluir en su importancia dentro del conjunto”. De ese modo se convierte en desinformación”. 

Julián Marías analizaba este doble fenómeno: se observa en la prensa contemporánea española que unos periódicos dicen casi lo contrario de las mismas cosas; y a pesar de eso, existe una gran mayoría de lectores que no consienten leer otro periódico. Esto, que se entiende fácilmente si la información se refiere a temas de opinión, política o cultural, cobra acentos graves cuando se refiere a la Iglesia Católica. La información diaria sobre la Iglesia –donde hay hechos incontestables, se acepte la fe católica o no– es llamativamente distinta según se lea EL PAIS, ABC, El MUNDO, LA RAZON….

Los fascistas

Violencia callejeraBenito Mussolini, antiguo socialista, fue el fundador del fascismo. La palabra fascismo proviene de las fasces, símbolo de la autoridad y de la excelencia de los magistrados romanos. Eran unas ramitas de abedul atadas por unas cintas de cuero de color escarlata que envolvían una segur y que portaban sobre los hombros los lictores que precedían a los magistrados en los actos oficiales.

Las fasces para Benito Mussolini representaban la reivindicación de la grandeza imperial de Roma.

La palabra, desviada de su sentido originario, tuvo éxito –y lo sigue teniendo- como símbolo de la violencia y de la opresión de la derecha sobre los movimientos obreros. Sin embargo, cualquier historiador medianamente informado sabe que la violencia y la opresión están mejor representados en el nacional socialismo de Hitler y en el comunismo de Stalín.

El interesante libro de Spampanato sobre Mussolini demuestra la aceptación que el fascismo tuvo entre los italianos e incluso entre algunos políticos de la época como el mismo Churchil, y en las influyentes colonias italianas de los Estados Unidos que se sentían muy orgullosas del renacimiento económico y social alcanzado por Italia.

Normalidad sin ventajas para Cataluña

La expresión “recuperar la normalidad en Cataluña” tras la locura secesionista puede resultar equívoca. No debe traducirse en otorgar ventajas económicas, inversoras ni fiscales, porque sería una injusticia.

Pero la “normalidad” puede llevar a Rajoy a plantearse ­ –que parece planteárselo– otorgar beneficios fiscales o económicos a Cataluña para que se rehaga con mayor rapidez y eficacia, y es tentador para él pensar en algo así en plena campaña electoral catalana.

Pablo Casado ya lo dijo la semana pasada. El ministro de Economía, Luis de Guindos, pareció zanjar la cuestión alegando que el mero atractivo y capacidad de los catalanes debe bastar para que regresen bastantes empresas y la economía catalana se rehaga. Los temores están muy instalados en el PP, y existe disconformidad, porque dar ventajas es anular reivindicaciones de una mejor financiación en diversas comunidades autónomas, y aparcar inversiones en otros lugares que las demandan históricamente.

Por ganar votos en Cataluña, Rajoy puede perder votos en el resto de España. Si esas ventajas para Cataluña se llevan a cabo, gallegos, castellanos, andaluces, valencianos, aragoneses y un largo etcétera nos sentiremos –con razón– castigados injustamente, pagando justos por pecadores tras la locura independentista.

Homenaje a 7 héroes españoles asesinados en Irak

cniHoy es el 14 aniversario del asesinato de 7 agentes del CNI en IRAK. TAL DIA COMO HOY 29 de Noviembre de 2003 antiguos miembros del servicio de espionaje de Sadam Husein tendieron una trampa a un grupo de ocho agentes del CNI en Latifiya y consiguieron matar a siete de ellos, en lo que hasta el momento es el peor desastre vivido en toda su historia por el servicio de inteligencia español.

El comandante de caballería Alberto Martínez González, El sargento primero del Cuerpo de Telegrafistas del Ejército del Aire Luis Ignacio Zanón, El brigada de Infantería Alfonso Vega Calvo, el comandante de Infantería Carlos Baró Ollero, el Comandante de Infantería José Ramón Merino Olivera, el Brigada de Caballería José Lucas Egea y el Comandante de Infantería  José Carlos Rodríguez Pérez, murieron en el ataque mientras que el Sargento José Manuel Sánchez Riera, consiguió escapar, porque se le ordenó ir a buscar ayuda. En el homenaje quiero añadir al sargento primero del Ejército del Aire José Antonio Bernal Gómez, asesinado en Bagdad el 9 de octubre de 2003 y compañero de equipo del Comandante Alberto Martínez en la célula de Bagdad anterior a la invasión.

Padres pasivos

Me produce pena la poca participación de los padres en los centros educativos de sus hijos. Pena y preocupación, por lo que supone de escasa implicación en algo tan importante como es la educación de sus hijos. El centro educativo procura hacerlo lo mejor posible, defiendo en general la profesionalidad de los directivos, docentes y personal administrativo, pero muchos de ellos lamentan ciertas actitudes por parte de los padres, que defienden sistemáticamente a sus hijos en caso de conflicto, pero que participan muy poco en la vida escolar, que es lo realmente importante, el gota a gota del día a día. Son derechos de los padres y también responsabilidad.

La Generalitat ha presentado los datos de participación de los padres con aire de satisfacción, porque en las recientes elecciones para los Consejos Escolares de 2.120 centros educativos sostenidos con fondos públicos la participación ha aumentado ligeramente, para situarse en un paupérrimo dato: han participado el 14,9%, frente al 13% de 2015.

Eliseu Climent, un vividor del catalanisme

“Pretendre fer d’un valencià obligatòriament un català, seria la manera de fer-lo mes espanyol”, Josep Pineda (independentiste català exiliat). Este anàlisis no ho va tindre que assimilar Jordi Pujol quan deposità tota la seua confiança en qui havia eixit en la seua defensa quan el van empresonar en 1960 per la seua implicacio en els successos del Palau de la Musica, Eliseu Climent. No ho va dubtar, nomenant-lo primer delegat comercial de la manipulada Enciclopèdia Catalana, promoguda pel mateix Pujol des de la Banca Catalana que va fundar en son pare, de la que fon administrador i finançador de qualsevol tipo d’activitats catalanistes (esta entitat va protagonisar un dels majors escandals de l’epoca encara que es va sobreseir quan Pujol ya era President de la Generalitat Catalana, ya que ell junt ad atres 24 ex-consellers estaven implicats per presunts «delictes d’apropiacio indeguda, falsetat en document public i mercantil i maquinacio per alterar el preu de les coses»), per a despres convertir-ho en el virrei de Catalunya en la nostra Comunitat Valenciana.

No boicotear los productos catalanes

No estoy de acuerdo con el presidente de Freixenet de que la marca Barcelona está muerta. Está herida gravemente: todos podemos agravar la situación o ayudar a paliarla.

Tal vez José-Luis Bonet, presidente de Freixenet y presidente de la Cámara de Comercio de España, ha buscado una afirmación más contundente para precisamente ayudar entre todos a resolver la grave situación creada por el independentismo catalán, la DUI y los hechos que todos sabemos. Pero si algo está muerto, no hay nada que hacer: si está herido, hay esperanza.

Bonet ha hecho estas declaraciones tras perder Barcelona la sede de la Agencia Europea del Medicamento, y ha vuelto a recordar que él planteará a Freixenet lo mejor tras los resultados del 21-D. Puede ser la empresa número 3.000 que se traslada de Cataluña, cifra a la que ya nos estamos acercando.

Para que Cataluña recupere la normalidad, hace falta que los catalanes voten en ese sentido el 21-D y se siga aplicando el Estado de Derecho, no sólo en el sentido del artículo 155 si hiciera falta, sino también en el “humus” que ha sido el caldo de cultivo del independentismo: la educación y los medios de comunicación.

La brecha entre catalanes y resto de España se ha agrandado: los catalanes piensan que el resto de los españoles no les queremos, y el resto de los españoles piensa que los catalanes no les quieren.

Una madre de familia española en defensa de la intimidad familiar

Recojo a continuación el testimonio de una mujer madrileña, madre de tres hijos, en defensa de la intimidad familiar, quien por la gravedad del tema, presentó un recurso a consecuencia de la campaña a favor del uso del preservativo de noviembre de 1990.

“Tengo tres hijos: dos chicas de dieciséis y un chico de catorce. Desde que me casé he vivido prácticamente fuera de España, a causa del trabajo de mi marido. Primero estuvimos dos años y medio en Estados Unidos, concretamente en Nueva York donde nació mi hijo; luego nos fuimos a París, donde estuvimos tres años. Más tarde a São Paulo; y los últimos seis años los he pasado en Londres. Hace sólo unos meses que vivo de nuevo en España.

Todas mis amigas me decían antes de venir: “Pero ¿cómo se te ocurre volverte de nuevo a España ahora, en la edad en la que están tus hijos? ¿No sabes cómo están en España algunos ambientes…? Es mejor que esperéis a que crezcan y sean mayores….”

“Pero yo tenía muchos deseos de volver a mi país, y creía que exageraban; y les decía que en España la institución familiar es muy fuerte; y pensaba: “en ese caso, si tengo que poner mi granito de arena, será mejor que lo ponga cuando la cosa está mal. Lo fácil es hacerlo cuando las cosas van bien…”

Entre la gaita y la lira. Semblanza breve

En el mes de febrero del año 1949 participé en un curso nacional del Frente de Juventudes celebrado en el albergue de Montañana (Zaragoza). Allí acudimos unos doscientos jóvenes cuyas edades podrían oscilar entre los quince y los diecisiete años. Recuerdo con particular agrado a un afiliado de Sabadell que se distinguía por su elegante uniformidad, su carácter afable y reposado y por las polémicas que manteníamos con él acerca de la categoría filológica del catalán. (¿el Catalán, una lengua ó el catalán, un dialecto? Todo lo más un simple dialecto). Pobres de nosotros, con el cortito bagaje intelectual de unos estudios primarios recién terminados, en la mayoría de los casos y ya nos gustaba polemizar con cierta osadía sobre la naturaleza filológica de tan bella lengua. En mi primer contacto con los catalanes me llamó la atención el exquisito y elegante acento de los gerundenses y especialmente el catalán hablado en el Ampurdán.

La polémica no era obstáculo para que después, todos juntos, prietas las filas, desfiláramos por las calles de Zaragoza cantando aquella bonita marcha:

“De Isabel y Fernando el espíritu impera
moriremos besando la sagrada bandera”

Memoria y olvido

Uno de los propósitos de la imposición cultural catalanista a los valencianos es la aniquilación de la memoria histórica y lingüística: el olvido de lo propio bajo el pretexto de formar un todo. En otras palabras, los catalanistas pretenden aniquilar la lengua valenciana desde la unidad lingüística para así dotarla de un cariz de universalidad que les garantice la subsistencia del catalán. Tratan de imponer en todos los estamentos valencianos modelos culturales ajenos como propios, con el objetivo de borrar nuestro pasado para que asumamos otra realidad y, con el tiempo, conseguir el olvido de lo propio.

Bourdieu y Wacquant (2001) decían: “El imperialismo cultural reposa sobre el poder de universalizar los particularismos vinculados a una tradición histórica singular haciendo que resulten irreconocibles como tales particularismos”.

Oltra castiga a las familias

Mónica Oltra, consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, ha cumplido con los negros presagios sobre su actitud sobre la familia, nadie puede decir que es una sorpresa. Lo que el PP acaba de decir es cierto: “cero euros y cero propuestas a las familias valencianas”. Oltra tiene otras prioridades, para perjuicio de las familias, que es como decir para el perjuicio de todos, pues la familia es pilar básico de la sociedad

La marginación de la familia es más que elocuente. Oltra suprimió la Dirección General de la Familia, no le interesa favorecer la natalidad, pese a los alarmantes datos de envejecimiento de la población. No se plantea medidas que ayuden a conciliar la vida laboral y familiar. Las mujeres son cada vez más tarde madre por primera vez, en torno a los 32 años. La tasa de natalidad es de 1,2 hijos por mujer, la más baja de la Unión Europea junto con Portugal. Hay causas morales y económicas en estos datos.

Es una lástima que la ideología esté por encima de la familia, que debe ser una institución – como la educación – que sea ayudada y favorecida, sea quien sea quien gobierne. Luego oímos que el auténtico colchón del paro son las familias, que los auténticos héroes de la crisis económica son los abuelos, que las mujeres sufren en su trabajo, o en su búsqueda de trabajo, si tienen o desean tener hijos. Oltra mira hacia otro lado. Sólo una de cada cuatro mujeres dicen que desean ser madres.

Quousque tandem abutere, Catilina, patientia nostra?

1.- Se celebraba el tradicional desfile militar en el madrileño Paseo de la Castellana, con motivo de la Fiesta de la Hispanidad. Varios países amigos de España, con sus respectivas banderas, nos acompañaban en la familiar fiesta de los pueblos hispanos. Al pasar la bandera de los Estados Unidos, un joven político, líder de la oposición, transgredió las más elementales normas de la cortesía y de la educación, permaneciendo sentado. Era un primer mensaje a su más fiel aliado, la progresía. Nada importaba que por aquella bandera hubieran muerto en todas las partes del mundo miles y miles de jóvenes soldados norteamericanos en defensa de la libertad. Ni siquiera prevaleció el criterio de que aquellos soldados que desfilaban ante la tribuna, sencillamente eran nuestros invitados, los invitados del pueblo español. Años después, otro joven candidato a la presidencia de los Estados Unidos, en su gira electoral europea, elude visitar España. La opinión pública de aquella gran nación no vería con agrado la visita a quien menospreció en su día tan gloriosa enseña.

El penúltimo engaño independentista

Los partidos independentistas catalanes ahora quieren presentarse con “piel de cordero” para evitar fugas de votos el 21-D, salvo la CUP.

El proceso independentista catalán se ha nutrido de un montón de engaños, y hasta los líderes lo vienen reconociendo en estos días: que no habría fuga de bancos ni empresas, que habría un reconocimiento internacional, que Cataluña estaba preparada para gobernarse con independencia, y que contaban con una amplia mayoría social.

Sin embargo, en estos días estamos asistiendo a un nuevo “circo”, atenuando los afanes de independencia, para no asustar a unos hipotéticos votantes el 21-D. Desde Bruselas, Puigdemont ha reconocido que cabe otra relación con España distinta a la independencia ¡y lo dice ahora!

Más todavía: hasta Artur Mas dice ahora que habrá que ver tras el 21-D si hay apoyo para el independentismo. ERC y PDeCat también suavizan su postura ahora ante las elecciones tan importantes de diciembre.

En cierto sentido es un modo que tienen esos partidos de intentar que no sufran el castigo de los “moderados” que les votaron, o bien porque no son independentistas radicales en el sentido en que se ha llevado a cabo la locura secesionista, o bien no son sencillamente independentistas.

El fracaso de Oltra

El último informe de Transparencia sobre la calidad de los servicios públicos valencianos deja en muy mal lugar a Mónica Oltra, pues arroja el dato de que han subido las quejas un 66%, especialmente en las cuestiones sociales, en políticas inclusivas –responsabilidad de la consellera Oltra– y educación –responsabilidad del conseller Vicent Marzà, puesto por Oltra-, en las que la vicepresidenta siempre se presenta como exponente de todas las mejoras, achacando los defectos pasados y presentes al PP. Es un discurso demasiado oído, un sainete que cansa y que no va a las raíces: que se lo diga a la cara a los que se quejan afectados por la dependencia y la discapacidad, ellos o sus familiares.

Las quejas por los trámites en dependencia y discapacidad son innumerables, pese a todo lo que presume Oltra. Si en dependencia hay fallos, todo lo achaca a Madrid, argumento que nos suena mucho en boca de los catalanes, y que hace propio sistemáticamente. Las quejas por la sanidad no se quedan muy atrás, con Carmen Montón queriendo controlar todo y anular la iniciativa privada: el acuerdo con el IVO es porque Ximo Puig le obligó.

Yo personalmente estoy en contra, pero …

En el mes de septiembre de 1989 (ha llovido mucho) se produjo un gran escándalo en la escuela estatal Grabriel Havez, situada en Creil, uno de los suburbios de París. Tres alumnas musulmanas de origen tunecino, Leila, Fátima y Samira, de 13, 14 y 15 años respectivamente, se habían empeñado en llevar, dentro del colegio, su tradicional hidjeb, un velo o chador con el que las mujeres chiitas se cubren la cabeza y el cuello. El director les exigió que se lo quitaran para asistir a clase, y ahí comenzó una de las polémicas en torno al laicismo y la laicidad más interesantes de la historia contemporánea.

El director invocó la ley: sólo quería –argumentaba– “preservar la laicidad de la escuela”. Pero las tres alumnas se negaron en redondo a quitarse el hidjeb. Y a finales de septiembre el Consejo de administración del centro decretó su expulsión temporal.

El Consejo basaba su decisión en una circular ministerial del 15 de mayo de 1937, en la que se ordenaba “mantener la enseñanza pública a cubierto de toda propaganda “confesional “ y en la que se prohibía “cualquier forma de proselitismo” .

Las alumnas se defendían: ellas no hacían propaganda de su religión; no la imponían a nadie; simplemente llevaban un pañuelo por motivos religiosos.

Una encuesta del CIS obsoleta

La encuesta del CIS, efectuada del 2 al 11 de octubre y conocida este martes, es obsoleta porque la aplicación del artículo 155 ha sido posterior.

Los acontecimientos en Cataluña están influyendo, indudablemente, en la intención de voto. El “procés” ha obligado a todos los partidos a retratarse, y sin lugar a dudas puede haber damnificados y premiados.

Seguro que, salvo en el caso de Ciudadanos –la encuesta recoge un notable ascenso del partido de Rivera-, los demás partidos opinan que no refleja la situación actual. Y algo de sentido tiene esa objeción, pues la aplicación del artículo 155 era demandada por un sector considerable de españoles, que ante los “titubeos” de Mariano Rajoy tal vez han premiado la actitud clara de Ciudadanas de aplicar cuanto antes el artículo 155.

Después de la encuesta del CIS, la fuga de empresas de Cataluña se ha acelerado, y ya son más de dos mil. El “proceso económico” tampoco se ha recogido, por razón de la fecha de la encuesta, por parte del CIS, y el hecho de que el independentismo catalán ya sea la segunda preocupación de los españoles –por detrás del paro– podría tener ahora un reflejo en una encuesta a nivel nacional.

Para las víctimas de acoso

Las palabras manipulación o acoso son cada vez más corrientes. Los medios hablan sin cesar de manipulación electoral, de manipulación de capitales o de manipulación de la opinión pública. Las noticias, después de una época en la que el acoso sexual era el protagonista, ahora se concentran en el acoso moral.

La manipulación tiene múltiples caras, a veces muy familiares. El amigo que se invita cuando quiere (sin preocuparle si molesta) o el que siempre pide prestados aparatos, libros o dinero y nunca los devuelve, son manipuladores. El colega que consigue el proyecto o el puesto que nos correspondería, la amiga que siempre le quita importancia a nuestros logros, o el individuo cuya conversación nos hunde la moral, también son manipuladores.

Y yo me pregunto: ¿No hay forma de evitarlo? ¿Es la manipulación un mal que debemos sufrir apretando los dientes, o podemos hacer algo por evitar a los manipuladores o defendernos de ellos?

Jacques Regard, en su libro titulado “La manipulación “recoge esta cita de Epicteto:“ Acusar a los demás de nuestras desgracias es de ignorantes . Acusarse sólo a uno mismo, demuestra que la educación ha comenzado. No acusarse a uno mismo ni a los demás es señal de ser una persona experimentada.”

Retos periodísticos

El pasado sábado acudí a Teruel para dar una conferencia sobre los medios de comunicación, en la Cámara de Comercio, invitado por la Asociación Cultural Club Colina, que es una entidad admirable por sus 60 años ininterrumpidos de actividad en la capital turolense, dirigida a la juventud y a sus familias. Tal vez un sábado a las 6 de la tarde no parece el momento idóneo para una conferencia, pero la nutrida asistencia y la experiencia de esta asociación confirmaron que en cada lugar arraiga de modo desigual la actividad cultural, y eso siempre es buena señal. Además, palpé el afecto a Castellón.

En la conferencia, titulada “Viaje al fondo de los medios de comunicación: fortalezas, debilidades y retos actuales”, procuré aportar mi visión de la situación que nos encontramos ahora en los diversos medios, en un momento que se puede calificar como “convulsa” por las nuevas tecnologías y la crisis económica, que ha afectado sobre todo a los medios de comunicación. El periodismo digital es el nuevo rey.

Vivir juntos

familia umerosaCada vez es más numeroso, el número de jóvenes de mi entorno, que deciden vivir juntos antes de tomar la decisión de casarse. Y crece la opinión entre personas mayores, cuyo matrimonio ha fracasado, que creen que nada de eso hubiera ocurrido si hubieran vivido juntos antes de casarse.

Esta realidad me ha llevado a reflexionar sobre esta cuestión y descubrir argumentos que me acerquen a la grandeza del amor humano.

Esta muy claro que a nadie se le ocurre comprar un traje, usarlo y devolverlo a la tienda. Pues eso que no hacemos con las cosas, no se puede hacer con las personas. En esto creo podemos estar todos de acuerdo.

Hasta en la cárcel

El independentismo radical en Cataluña ha llegado a ser insoportable, allí y en el resto de España. Si no, que se lo pregunten a quien compartía cárcel en Soto del Real con el líder de ANC: le concedieron a ese preso el traslado, pues decía que Jordi Sánchez era un “machaca insoportable”.

Llegó a decir ese preso que compartir celda con el independentista Sánchez era como tener “dos cárceles”, que ya es decir. Es una anécdota ilustrativa del hartazgo con el que muchos viven el intento secesionista catalán, por la falta de respeto a quien no piensa igual, la pertinaz insistencia con ocasión y sin ella. Hay ya pactos explícitos de no hablar entre amigos y colegas de “no hablar de Cataluña”.

El hartazgo de la locura independentista también se manifestó el pasado domingo en Barcelona, donde un millón de personas, convocadas por Sociedad Civil Catalana –aunque ellos llegaron a hablar de 1,3 millones, y por supuesto la guardia urbana de 300.000 asistentes– volvieron a salir a la calle defendiendo la unidad de España, con el lema “Cataluña somos todos”. Como dijo uno de los manifestantes, la mayoría no independentista ha salido “tarde a la calle, pero ha salido”.

Coste económico del secesionismo catalán

El castigo económico que está originando el independentismo catalán es inmenso, pero todavía no se puede cuantificar, hasta que la locura no acabe, y eso llevará décadas.

Décadas de fomento del independentismo no se resuelven con el artículo 155: con él, se restablecerá el Estado de Derecho, pero el precio económico y social tardará otras décadas en cuantificarse y reponerse, y eso que soy de los “optimistas” que piensan que el secesionismo catalán se irá difuminando, a fuerza de realismo de independentistas y no independentistas.

¿Cuál es el precio, a fecha de hoy, de la locura independentista? Se dan cifras, pero en mi opinión con frecuencia parciales. No sólo hay que contar la fuga de bancos y empresas a partir del 1-O, sino los miles de empresas que se han ido desde que empezó a despegar el independentismo en Cataluña, que podríamos situar en unos 7-10 años atrás.

A todo ello, habría que sumar la caída de la inversión extranjera, las empresas que han elegido otro lugar en estos años por la inseguridad que ha generado el independentismo, las que no han invertido más en Cataluña por el pánico generado, los puestos de trabajo que se han perdido y se están perdiendo.

Cincuenta años de COPE Castellón

El pasado 19 de octubre asistí al acto central del 50 aniversario de COPE Castellón, en el Auditorio de Vila-real. Medio siglo de historia, como recogió un vídeo con una selección de noticias que se fue proyectando a lo largo del acto, conducido con mucho acierto por Raúl Puchol. La verdad es que se logró convocar a antiguos y actuales empleados, instituciones, oyentes y empresas, con la lógica asistencia de muchos compañeros de profesión periodística de otros medios, que quisimos acompañar en este acto a quienes logran sacar adelante un medio durante cincuenta años, con la solidez y prestigio de COPE Castellón. Si 50 años –bodas de oro– se celebran en matrimonios y otras instituciones, en un medio de comunicación tal vez más.

COPE Castellón ha ido siempre muy unida a Vila-real. ¡La de veces que todos hemos tenido que explicar a algún colega que COPE Castellón, de la provincia de Castellón, no está en Castellón sino en Vila-real, sobre todo el actual director, Josep Lázaro, o los anteriores Joan Soler y Pilar Gregorio. Juan Soler recibió en el acto el reconocimiento que se merece: su impulso y tenacidad hizo posible la emisora, y su permanente ubicación en Vila-real, de la que fue fundador y director durante 20 años. Es un ejemplo de que la constancia hace posibles los aparentes imposibles.

Aplicar el 155

¿POR QUÉ APLICAR EL ARTÍCULO 155 DE LA CONSTITUCIÓN EN CATALUÑA?

Ante el callejón sin salida a donde nos ha llevado Puigdemont y sus secuaces, (no puedo dar un tratamiento honorable a quienes desde el poder están delinquiendo), el gobierno ha iniciado los trámites para la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

La aplicación de este artículo no va a ser un camino de rosas, más bien da vértigo pensar en la reacción del mundo independentista catalán tomando las calles, rodeando edificios públicos o cortando carreteras, como así nos advierten comentaristas, tertulianos y políticos independentistas o cercanos a Podemos, diciendo “¿Alguien piensa que el pueblo catalán no va a salir en defensa de sus instituciones?”, alentando de paso a que lo hagan. También nos quieren convencer de que la aplicación de este artículo Constitucional, es un golpe de estado que quita a los gobernantes elegidos democráticamente para sustituirlos por otros que no lo son, siendo un ataque y una ofensa al pueblo catalán.

Convivir en Cataluña

El independentismo catalán ha provocado, entre otras cosas, una convivencia muy tensa y difícil entre los catalanes. Hasta la Sanidad catalana aconseja pausas para sobrellevar el estrés.

El cantautor Joaquín Sabina lo dijo este martes: “No es Cataluña contra España, sino Cataluña contra Cataluña”. La ley del referéndum ha sido declarada nula, por unanimidad en el Tribunal Constitucional, pero no espero que Puigdemont cambie de opinión hoy, que expira el plazo otorgado por Rajoy.

Más de 700 empresas se han marchado de Cataluña, la penúltima de ellas la emblemática Codorníu. La sangría económica para Cataluña no ha hecho más que empezar, si no se endereza pronto la situación. La tensión política es comentario diario en tierras catalanas y en toda España.

La tensión a causa de la independencia entre los catalanes ha ido en aumento. Algunos hablan de que se ha vuelto “insoportable” la vida cotidiana, conversar con amigos, ir por la calle, hacer alguna compra, tomar unos cafés.

Hablo con familiares y amigos que viven allí. Entre los independentistas hay personas respetuosas, que de verdad viven el pluralismo y no crean precipicios ante los amigos, familiares, colegas o vecinos que están en contra de la independencia. Pero un sector de los independentistas quiere imponer su tesis – en absoluto dialogan -, con pintadas, comentarios insultantes y todo tipo de faltas de educación y respeto.

¿Adoctrinamiento? No, gracias

Es un tema de rabiosa actualidad el del adoctrinamiento, por eso vale la pena dedicarle unos minutos al mismo. Nadie como el sociólogo Pablo Carreño me ha ayudado a tener ideas claras sobre esta cuestión tan importante para los docentes como yo. Pablo es el padre de mi amiga Carolina que sabe la admiración que le tengo.

Así comienza una nota técnica suya: ”Tanto los nuevos conocimientos que se acumulan a nuestro bagaje cultural, como las ampliaciones y desarrollo de los anteriormente adquiridos, precisan de un marco vital que los haga comprensibles y útiles para la gran síntesis personal que constituye toda auténtica formación”. 

Formación y cultura, formación y motivación, formación y libertad, formación y manipulación, son los cuatro ejes sobre los que afronta el sociólogo Pablo esta cuestión.

¿ Qué significa cultura ?

La palabra cultura es de origen latín que significa “cultivo”. La cultura en la lengua latina, entre los romanos, tenía el sentido de la agricultura, y se refería al cultivo de la tierra para la producción..

La cultura también se define en las ciencias sociales como un conjunto de ideas, comportamientos, símbolos y prácticas sociales, aprendidos de generación en generación a través de la vida en sociedad. Sería el patrimonio social de la humanidad o, específicamente, una variante particular del patrimonio social.

Sedición

NO SON PRESOS POLITICOS, SON SEDICIOSOS

El mensaje del muro de Facebook de Enric Nomdedéu, Secretario de Empleo de la comunidad Valenciana dice: "Hoy fueron a la cárcel dos de los organizadores de las movilizaciones más importantes de Europa en lo que va del siglo, por uno, dos, tres, cuatro... años. Sin incidentes. Pacífico. Reivindicativas. Festivo. Quien los envía es una justicia politizada y manipulada por un gobierno que crea pruebas falsas, que utiliza dinero público para atacar a sus oponentes políticos, un gobierno que lo es gracias a la financiación ilegal. Si eso es lo que ellos entienden por democracia, yo estoy justo enfrente".

En primer lugar recordarle a Nomdedeu que el escrache de unos falangistas en la Diada de 2013 a los diputados y senadores nacionalistas  en la Librería Blanquerna de Madrid, se saldó con cuatro años de cárcel para cada uno de los asaltantes, por un supuesto delito de odio. Delito que por otra parte es difícil de probar y muy subjetivo ya que no hubo ni insultos, ni golpes, ni heridos únicamente se coreaba “No nos engañan, Cataluña es España” y se produjeron un par de forcejeos. Lo que me lleva a pensar que si el acoso a políticos lo realizan personas con la bandera de España es “delito de odio” y si la realizan otros son escraches. Por eso  estoy seguro que al Señor Nomdedeu, esta sentencia no le pareció desmesurada ni manipulada.

Aragón en Castellón

El Corte Inglés en Castellón ha tenido una iniciativa pionera con los aragoneses, en colaboración con el Centro Aragonés de Castellón, con la Semana de Aragón, que abarca aspectos culturales, folclóricos, gastronómicos y turísticos.

Se inauguró el pasado lunes, con intervenciones del director de El Corte Inglés, José-María Pereda, y del presidente del Centro Aragonés en la ciudad, José-Antonio Lázaro. Tras sus palabras, una jota con letra alusiva a esta iniciativa. Una gran cantidad de personas asistimos a la inauguración, predominando los que somos aragoneses, pero también otros muchos que se sumaron a este acto. También asistieron diversos representantes institucionales y empresariales, resaltando la importancia de cuanto atañe a los aragoneses. Tras la inauguración oficial, en la planta sexta el Grupo Folklórico aragonés nos deleitó con más jotas, que hicieron vibrar a todos.

Los aragoneses somos muchos en Castellón. Se calcula que en la provincia unos 15.000, sobre todo procedentes de Teruel. Con razón se dice que Castellón es como un segundo hogar para los aragoneses. Sobre todo en la década de los 60 del siglo XX hubo una emigración considerable desde tierras turolenses a la provincia de Castellón, que han ido echando raíces, más que integrados podríamos decir que “fundidos” en la provincia. La segunda comunidad autónoma a la que más aragoneses emigraron fue la valenciana, sobre todo a Castellón y Valencia.

Posibles soluciones

DECLARACIÓN DE INDEPENDENCIA ¿ALGUIEN SABE COMO SALIR DE ESTA?

Utilizando el símil pugilístico, estamos asistiendo a un supuesto combate entre los independentistas y el estado español, en principio desigual por la diferencia de tamaño y fuerza, pero en donde el pequeño y más débil (los independentistas), como un Rocky Balboa, lo ha venido preparando concienzudamente desde hace mucho tiempo, para lograr ganarlo (conseguir la independencia de Cataluña). Para ello desde el poder de la Generalitat, aprovechando que tiene la educación transferida ha ido adoctrinando a los jóvenes en las diferencias con el resto de españoles y en una supuesta opresión hacia la cultura y la lengua catalana, que ha dado como fruto varias generaciones que desprecian a España y que desean de forma obsesiva separarse de ella.

Esperando a Puigdemont

La tarde del martes fue frenética a la espera de la comparecencia de Puigdemont. Y ahora seguimos a la espera del requerimiento para que aclare si ha declarado la independencia.

Todo el mundo estaba a la espera el martes. El retraso de su intervención nos llevaba a estar pendientes de diarios digitales, radio, televisión y mensajes que nos llegan en estos días como un auténtico bombardeo a través del whatsapp.

Una vez que intervino el presidente Puigdemont –todavía presidente-, unos y otros preguntando si había declarado la independencia de Cataluña o no en su comparecencia. Eso de asumir el referéndum del 1-O y, a la vez, suspender su entrada en vigor no cuadraba.

Cogí el coche, momento ideal para escuchar la radio. En Onda Cero ya lo tenían muy claro. Uno de los contertulios habló del Grupo Planeta, diciendo que tiene “cierta relación” con esa emisora, a lo que otro contertulio contestó que eso de “cierta”…, pues es el propietario de la emisora, claro. Y dieron el dato de que el Grupo Planeta había supeditado el traslado de su sede fuera de Cataluña si se declaraba la independencia, y esa tarde había tomado la decisión: Planeta tenía muy claro que la había declarado.

Cataluña sin miedo

De la multitudinaria manifestación en Barcelona el pasado domingo día 8, queda la conclusión de que los catalanes anti-independentistas, por fin, se han quitado el miedo a manifestar en las calles su postura. Es la primera gran manifestación, ya en una fase muy crítica del proceso independentista. Más de un millón según Sociedad Civil Catalana, organizadora de la manifestación, y entre los manifestantes euforia, menospreciando la cifra de los 350.000 que aportó la policía local.

Hace falta una Cataluña sin miedo, aunque en la convivencia diaria los catalanes no independentistas –que son la mayoría– han sufrido, sufren y sufrirán insultos, amenazas e intentos continuados de vulnerar sus derechos. Tengo familiares en Cataluña, amigos y colegas, que sí han sido y son valientes en esa convivencia diaria, y algunos que son independentistas no utilizan amenazas ni violencia: tendríamos que ver cómo actuaríamos quienes vivimos en otras zonas de España.

Pero, en efecto, es un “día histórico”, porque la mayoría silenciosa ha dejado de serlo. Esta gran manifestación debía haberse celebrado antes, sin esperar que la locura de Puigdemont siguiera avanzando, dejando todo en manos de los tribunales y de Rajoy: debían haberse lanzado a la calle mucho antes. Fácil decirlo para mi, muy difícil para ellos. Ya no es la Cataluña que yo viví durante nueve años, pero por eso mismo duele más, no es algo ajeno.

Yo estuve allí

AYER LA GENTE DE ORDEN “PETAMOS” BARCELONA (yo estuve allí nadie me lo ha contado)

Yo estuve alliYa sé que todos nos consideramos gente de bien y de orden, pero todos no lo son. La gente de bien y de orden es la gente que quiere paz, que su preocupación principal es el trabajo y la familia y que no tiene sueños revolucionarios, ni está con proyectos excluyentes, ni se siente dentro de una democracia madura subyugado a ningún estado opresor y lo único que pide es la convivencia, no la victoria de nada ni de nadie.

Pues ayer, en Barcelona, esa gente de bien que forma la llamada mayoría silenciosa, harta ya de tanto fanatismo, tanta exclusión, tanta revuelta, tanta huelga, tanta presión en los puestos de trabajo, tanta manipulación de los medios de comunicación subvencionados por  “la Generalitat”, tanta persecución y humillación a las fuerzas de orden público, tanta rebeldía, tanto adoctrinamiento en colegios y universidades, tanto falso victimismo y tanto odio a un país del que todos formamos parte, salieron a la calle con banderas catalanas oficiales y históricas (no trapos estelados) y españolas para pedir que se recupere el Seny (cordura, sensatez, sentido común) y por la Convivencia.

Dialogar con sediciosos

Tras el referéndum ilegal del 1-O muchos periodistas, representantes de organizaciones internacionales, personajes VIP de todo el mundo, dirigentes de otros países y partidos políticos españoles entre los que se encuentra el PSOE del desleal Sánchez, piden del Gobierno español que dialogue y que no se repitan episodios violentos. Pero, ¿Alguien sabe de qué se puede dialogar con los sediciosos independentistas?.

Certezas y enigmas catalanes

La certeza es que no se celebrará el referéndum, o solamente un simulacro, una farsa sin sentido ni valor alguno. Los enigmas son muchos más.

Como no podía ser de otra manera, el Estado de Derecho se ha puesto en evidencia con eficacia. Aunque curiosamente los líderes catalanes lanzan la responsabilidad contra Mariano Rajoy y avisan de que los catalanes no olvidarán lo que está haciendo estos días, en sentido contrario Pedro Sánchez ha sentencidado que Rajoy no ha hecho nada y ha sido obra de los tribunales. ¿Rajoy o los tribunales, en qué quedamos? Más bien, los dos.

Cataluña está viviendo un tiempo de máxima tensión, y continuará durante un tiempo considerable. Algunos mencionan el clima independentista y violento que hubo en el País Vasco como referencia, esperando que también en Cataluña –aunque con características muy distintas a los episodios vividos en tierras vascas– se vayan apaciguando las aguas. Ojalá sea así, y que no se tarde tantos años.

Pero los enigmas surgen por todas partes. Lo lógico sería convocar elecciones en Cataluña, pero supone un riesgo más que considerable para los actuales gobernantes catalanes. Si hay elecciones, ¿se lanzará a votar esa mayoría silenciosa que se opone al independentismo?

La espiritualidad del sufrimiento

Sufrimiento El sufrimiento es inseparable de la condición humana, y ninguna ciencia, ninguna técnica, ninguna filosofía podrá erradicarlo jamás de nuestra vida: como la sombra que proyecta el caminante en su andar, el sufrimiento nos acompaña siempre allá donde estemos, y sean cuales sean las disposiciones que tengamos. Compartimos con los animales el dolor físico; pero es exclusivo de los hombres el dolor moral, el más profundo y el que más nos hace sufrir. El animal no tiene autoconciencia, y su dolor es ciego, sin connotaciones dramáticas; el dolor del hombre, por el contrario, va empapado de la inquietud torturante del pensamiento, del sentimiento y del deseo, que intensifican el sufrimiento hasta el límite de la desesperación y de la tristeza. En cierto sentido, el hombre es el único ser sufriente de la naturaleza, y una de sus definiciones podría ser ésta: “ensdolente”, el ser que sufre esencial y constitutivamente, porque se diría que nace para sufrir, a pesar de que su vida es el esfuerzo continuo para evitar el sufrimiento. Y éste, tarde o temprano, visita o se instala en nuestra vida sin previo aviso; y es entonces cuando el ser humano llega a la situación límite, en la que se encuentran millones y millones de personas. No duele el cuerpo; pero es nuestro espíritu el que sufre.