Radares y obras

Javier Arnal el Mié, 05/10/2022 - 07:16

El ayuntamiento de Castellón acaba de cobrarnos el Impuesto de Circulación. Hay quien dice que es el impuesto que paga más a gusto, por los gastos que supone en la ciudad la circulación de vehículos, como los semáforos, cuidado de las calles, etc. Ya se ve que hay opiniones y percepciones variadas, incluso en ese impuesto que supone en torno al 5% de los ingresos anuales de los ayuntamientos, que no es poco: los 67 euros anuales –pagan de modo desigual los modelos de vehículos– multiplicados por los 150.000 vehículos aproximadamente que tiene la ciudad de Castellón dan como resultado 10 millones de euros, que no está nada mal, aunque ya digo que el cálculo requeriría más precisiones. El coche, todo coche, es una fuente considerable de gastos e impuestos, y pienso que muchos o todos deberíamos reconsiderar su uso y en algunos casos su necesidad: la compra, revisiones periódicas, ITV, seguro, aparcamiento, elevado coste de la gasolina y gasoil ¡gravados por innumerables impuestos, por lo que yo no pago a gusto el impuesto de circulación!, y un largo etcétera.

EL ATAQUE A LA IGLESIA

José M. Millet el Lun, 03/10/2022 - 09:04

La nueva religión globalista, promovida por la ONU, es dogmática y dictatorial. Por ejemplo, el nuevo dogma no quiere ni oír hablar de la existencia de Dios. Solo este hecho nos debería hacer pensar un poco. Tampoco quiere naciones. Prefiere que la gente sea apátrida, pobre e inculta.

En el último año, Cáritas Diocesana ha gastado solo en España nada menos que 386 millones de euros ayudando a gente sin hogar, a inmigrantes, a parados, a familias desestructuradas. Su labor ha llegado nada menos que a 2.856.986 millones de personas. Sin embargo, el poderoso y sublime principio de la caridad cristiana es despreciado por la nueva religión, de forma que esta incomparable y titánica labor no cuenta.

Sabido es de todos que la Iglesia Católica defiende la indisolubilidad del vínculo matrimonial. Considera al matrimonio como uno de los Sacramentos. Y entiende, inteligentemente, que, defendiendo esa unión, su indisolubilidad, protege a la familia: el lugar en el que se desenvuelve la vida en unos términos propicios para su desarrollo, estabilidad, seguridad y confianza. Lo más cercano que conocemos como civilización. Un marco estable para que los hijos se eduquen y crezcan felices y fuertes.

El problema es que la familia también molesta. Le da fuerza al hombre, cuando desde la nueva religión global se le quiere débil y desamparado. De forma que se promueve el divorcio casi como una necesidad.

LA LLENGUA dels MORISCS del TERRITORI VALENCIÀ (i IV)

Agusti Galbis el Sáb, 01/10/2022 - 08:54

En relacio a la llengua dels moriscs del territori valencia, de moment hem definit el significat de “morisc” i hem comprovat la seua diversitat en relacio al seu orige. Hem vist que els acatalanats, en l’unica finalitat d’enredrar i manipular, escampen la idea sobre el seu “unilingüisme àrab”, idea que es manifesta falsa tant per distints estudis especifics com per numeroses cites coetanees al respecte.

Encara nos queda per constatar l’existencia de referencies lliteraries en relacio a moriscs valencians, de les quals s’extrau que hi havien moriscs de tots els pels, i que no es caracterisaven precissament per tindre problemes de comunicacio en els cristians, sino mes be per tot lo contrari.

Europa, a la derecha

Jorge Fuentes el Vie, 30/09/2022 - 09:14

Hace apenas unos meses, poco después de que Merkel abandonara la Cancillería alemana, Mario Dragui, Primer Ministro de Italia era el líder más valorado de Europa. Daba la impresión de que la voluble política italiana había encontrado por fin el dirigente que podía darle estabilidad durante algunos años.

Macron, en plena campaña electoral se precipitó a firmar con Roma un pacto que parecía iba a sustituir al eje franco-alemán. Lo cierto es que en cuanto apareció Olof Schulz y Macron renovó su mandato, el eje renació. Como estaba cantado.

En las recientes elecciones italianas, la derecha compuesta por Hermanos de Italia de Meloni, la Liga de Salvini y Forza Italia de Berlusconi han logrado una amplia mayoría absoluta llevando a la izquierda a la quiebra.

La UE se conmovió por algunas ideas que, sobre todo Salvini y Meloni habían manejado durante la campaña: críticas anti Bruselas, simpatía respecto a Putin, escepticismo hacia la OTAN entre otras lindezas.

Pero Berlusconi, claramente europeísta y la propia Meloni fueron atemperando sus ánimos y la victoria ha vuelto a la coalición perfectamente homologable y aceptable por la Unión y por su jefa Von der Leyen.

LA BATALLA DE VALÉNCIA (IX)

Pedro Fuentes el Jue, 29/09/2022 - 20:19

¿Cóm va ser aquell 9 d'octubre en que va ardir la “màrfega” de l'Ajuntament de Valéncia?

De la mateixa manera que en les demés senyes d'identitat del nostre poble, l'himne també va sofrir els constants atacs del pancatalanisme. Tot l'arc polític d'esquerres, en el colaboracionisme i premeditada nocura de l'arc de la dreta -els partits valencianistes no existien, per lo que no hi havia cap oposició llegalment reconeguda-, estaven per adoptar com la bandera representativa de la nostra autonomia la “quatribarrada”, és dir, les quatre barres que el pancatalanisme imperant havia furtat a Aragó. Els catalans ells, tan originals com sempre, lo seu és copiar i apropiar-se de lo que no els correspon, sense cap tradició històrica varen arborar la seua “màrfega” i aixina continuen.

Una volta més la pressió valencianista va acovardir als “pares de l'estatut” i es varen vore obligats a reconéixer per a la nostra terra a la Senyera coronada tricolor, que els reis del Regne de Valéncia varen establir com identificant de la nostra terra.

Molts dels valencians senten com a pròpia la Senyera coronada i, prova d'això, és l'afluència de públic que es congrega cada 9 d'octubre, festa nacional valenciana, davant l'Ajuntament de Valéncia, per a vore-la descendir pel seu balcó principal, no inclinant-se ni davant de res ni davant de ningú.

La tradición y la historia

Juan M. García el Jue, 29/09/2022 - 09:06

Los fastos llevados a cabo, con ocasión del fallecimiento de la reina Isabel II, han puesto de manifiesto la importancia que el Reino Unido le da a sus costumbres y tradiciones. La mención a ambos términos tiene su justificación en la dificultad que siempre he tenido para discernir entre costumbre y tradición. Parece ser que la tradición tiene más que ver con la transmisión y la durabilidad del hecho en sí, mientras que la costumbre es un hábito de comportamiento. Estoy seguro que el lector lo tiene más claro que yo. En cualquier caso ese no es el motivo de estas líneas.

Al margen del concepto utilizado, costumbre o tradición, lo llamativo de ese compendio de actos es su inalterabilidad, su resistencia al paso del tiempo. Se han transmitido de generación en generación, por ello me inclino por la tradición, sin que las modas, los nuevos tiempos hayan hecho mella en su baño dorado.

Semejante boato en España hubiera sido objeto de críticas despiadadas. Son reminiscencias de un pasado a olvidar, se diría. Es necesario modernizarse, diría otro. Qué decir del fabuloso gasto necesario para lucir un simple féretro. En definitiva un derroche completamente innecesario e injustificado, apostillarían los más vehementes.

Ximo Puig va por libre

Javier Arnal el Jue, 29/09/2022 - 08:06

El pasado martes, 27 de octubre, se celebró el último Debate de Política General en las Cortes Valencianas, y se esperaba algún anuncio ‘estrella’ de Ximo Puig, aunque algunos siguen prefiriendo hablar de ‘ximoanuncios’, porque no los acuerda previamente con quien debe y no se llevan a cabo.

Puig gobierna desde 2015 con Compromís y Podemos. Las elecciones autonómicas y municipales valencianas se celebran en mayo de 2023. Enfadado porque el Gobierno no mueve ficha en el tema fiscal ante las medidas que el PP está aprobando en Madrid, Andalucía y Murcia, decide lanzarse en solitario, porque ve que las encuestas siguen siendo negativas para el PSOE, y en la Comunidad Valenciana peligra que el tripartito de izquierdas continúe a partir de 2023.

Ximo Puig afronta las elecciones antes que Pedro Sánchez, y ha decidido jugar esa baza, enfadando a todos, a los partidos que gobiernan con él –Compromís y Podemos– en la Comunidad Valenciana, al Gobierno y, por supuesto, al PP valenciano. Ha logrado enfadar a todos, lo cual es difícil en política, pero es que Puig busca su supervivencia política, consciente de que Compromís y Podemos siguen bajando electoralmentre.

Compromís ha dicho que lo anunciado por Ximo Puig necesita recorrido, y que hay que hablar, para una fiscalidad progresiva. También desde el otro partido del tripartito, Podemos, insisten en que han de pagar más los que más tienen, y que todo ello han de tratarlo con los socialistas.

 

flecha arriba