Pueblos que agonizan

El fenómeno de la despoblación rural en España no es de hoy, sino que tiene unos 70 años de historia. Se puede situar en la década de los 50, cuando la dureza de la agricultura se vio con la necesidad de ser sustituida por la incipiente industrialización de España, y muchos andaluces, extremeños, aragoneses y de grandes zonas de España emigraron a las grandes ciudades y a zonas de prosperidad de nuestra geografía. Madrid, Barcelona o Valencia, entre otras ciudades, la costa mediterránea, empezaron a crecer industrial y demográficamente, concentrando el desarrollo laboral, estudiantil y de servicios. Mi familia fue una de esas familias aragonesas que fuimos emigrando. En los pueblos se iban quedando los padres, los abuelos si era posible por motivos de salud o atención, y el envejecimiento rural era evidente. En vacaciones de verano y en alguna otra ocasión se volvía al pueblo y se sigue volviendo, como también sucede en pueblos del interior de la provincia de Castellón.

Notes d'etnologia valenciana: menjar i beure. LA PAELLA (i II)

Seguint parlant de la paella com a element representatiu de la gastronomia popular valenciana i per tant de la propia etnologia valenciana, hem de saber, que el “descobriment” d’America feu, que la paella valenciana incorporara algún ingredient importat, hui imprescindible, com per eixemple la tomaca del sofregit, i uns atres prescindibles com poden ser els pimentons o pebreres.

EL CABALLERO DE NULES decia "oferix", no "ofereix"

Antes de la inmersión los valencianos eran dueños de su idioma y, en cualquier escrito, hacían referencias al mismo. Así en los folios que el doctor Cardona dedicó en 1677 al venerable Sarrió, leemos: "Se apellidaba Sarrio, cuyas letras en perfecto anagrama valenciano dicen rosari. Que en idioma castellano es lo mismo que rosario" (Exeq. Val. 1677, p. 95). Los barrocos buscaban enigmas en los nombres, de ahí que el ingenioso Cardona alterando las letras de Sarrió compusiera rosari en valenciano.

Eran tiempos en que la fecunda lengua engendraba neologismos independientes del castellano, gallego y catalán. Por ejemplo, hacia el 1600 son admirados en Europa los virtuosos de la esgrima, capaces de vencer a varios adversarios con la espada ligera. Estos caballeros se denominaron en idioma valenciano espasacints, antes de imponerse espadachí. Ahora, la inmersión ordena usar el catalán espadatxi, olvidando que antes de aceptar este saldo barcelonés podríamos recobrar el arcaísmo autóctono espasacint.

De nou el Dret Civil Valencià

El passat mes d’abril Podemos presentava una solicitut, dirigida a la Taula i a la Junta de Portaveus del Congrés dels Diputats, instant a una reforma de la Constitucio que nos permeta recuperar el Dret Civil Valencià. Deixant a banda l’oportunitat de la data triada per este grup politic, just el dia 7 d’abril, el mateix en que en 1261 Jaume I jurava els Furs de Valencia, de tots es sabut que, tant esta proposta com tot el treball en este sentit, ha segut realisat per l’Associacio de Juristes Valencians, en José Ramón Chirivella al front. En este proposit de recuperacio de part del dret foral, esta entitat ha assumit tota la carrega d’anar conseguint el recolzamnet de 519 municipis dels 542 que sumen el total dels valencians, ademes del soport d’entitats civiques, culturals, sindicals, empresarials, etc., i tambe de casi totes les formacions politiques valencianes.

Vividora

No soy el único que, ante el anuncio del informe “España 2050”, que presentará este jueves Pedro Sánchez, hago un gesto de desdén y menosprecio. Nos interesan los problemas de 2021, laborales, económicos, de derechos, de justicia, de rigor y buen gobierno. La impotencia del Gobierno lleva a ir dilatando la resolución de los graves problemas que tenemos, a “despejar a córner”, ahora que estamos a punto de acabar la Liga de fútbol, con todas sus emociones. La ceguera de Pedro Sánchez la describió hace unos días Felipe González, al exponer las dificultades presentes y afirmar que “llega un tío” y dice que todo va fenomenal, en clara alusión al presidente del Gobierno. Además, no es sólo un Gobierno desbordado, sino que genera nuevos problemas: su apoyo al líder del Frente Polisario nos pasa ahora factura, y sabemos lo fácil que resulta a Marruecos cumplir su amenaza de “vengarse”, pasando a nado unos 6.000 marroquíes en un solo día, y teniendo que acudir al Ejército para controlar la invasión.

Notes d'etnologia valenciana: menjar i beure. LA PAELLA (I)

Si hi ha un producte que caracterisa la cuina valenciana, sense dubte parlem de l’arros. Els valencians l’hem cuinat i el cuinem de moltes maneres, podent dividir-se els arrossos segons la seua consistencia, en caldosos, melosos o eixuts. De tots ells, el mes conegut, que representa i presenta als valencians en tot el mon ha segut i es “la paella” aplegant a tindre tal fama, que Rita Maeseneer en la p 154 del seu llibre “El festín de Alejo Carpentier” escriu que “…la paella valenciana se erige en símbolo de toda España”.

Escandalosa manipulacio en la Biblioteca Nacional

El mes passat ha tingut un protagonisme negatiu la Biblioteca Nacional de España (BNE) a conte de l’exposicio: La Luz de la Edad Media en la literatura catalana.

El fet es que una de les sales expositives de l’edifici s’ha convertit en un punt mes des del que difondre les mentires de l’expansionisme catalaniste, en este cas a base d’una serie d’edicions iluminades (ilustrades) –que ho hauran segut alla a on s’editaren– i que es venen com a obres de la lliteratura catalana. Ya se sap: qui no te, o es resigna o, en el pijor dels casos, roba; i una vegada mes el producte del lladronici, apropiant-se de lo que no els correspon, s’expon en una institucio que hauria de ser eixemplar, i no ho es.

L’estrela de l’exposicio son diverses obres de Eiximenis, el qual, sense negar-li el seu orige gironi, lo cert es que passà gran part de la seua vida en Valencia, a la que dedicà grans lloances; i en llengua valenciana, la propia del Regne que l’acolli, escrigue les seues obres mes importants. En alguna d’elles no es va resistir a posar que ho feya en “Lengua Valenciana” (proemi del Art de ben morir primera edicio en 1391).

Operacio 'tio Paco' *

Falten dos anys per a les eleccions autonomiques i l’olla porta mesos al foc. Sempre hi ha persones inquietes que conserven l’esperit de servici que han tengut des de fa molts anys. U d’ells es l’expresident de la Generalitat Francisco Camps que, separat de la politica activa per raons diverses, està movent-se des de fa temps. En ell estan algunes ‘velles glories’ que encara es reunixen de tart en tart en un forum per a debatre les seues coses.

No fa molt, el periodiste Quico Arabí publicà “Lo de Paco Camps” (Levante-EMV, 30-4-2021: 15) a on relatava les peripecies d’un personage en busca de partit (parafrasejant els Sei personaggi in cerca d’autore –Sis personages en busca d’autor– de Luigi Pirandello). Com alli s’explicava, Camps esperarà a que formalment no el criden o no conten en ell.. perque el seu PP, fins ara, tornarà a ser controlat pels zaplanistes (si es que alguna volta no ha segut aixina) en la gran esperança del sur, Carlos Mazón, ungit per Génova-Madrit-Espanya, en detriment d’Isabel Bonig que, en acabant de carregar en l’herencia de les corrupcions, ha hagut de recular i retirar-se de la competicio autonomica. Bonig es de ‘provincies’ si hem de fer cas a l’estrela que cega als habitants de l’univers: Isabel Díaz Ayuso (IDA).

Debatir los peajes, no la enseñanza ni la eutanasia

Un Gobierno basado en la suma aritmética sin más, cediendo en todo para asegurarse los apoyos tanto de independentistas como filoetarras, es una permanente cadena de errores. Y del populismo que viene de Podemos, con o sin Pablo Iglesias, mejor no hablar.

Un Gobierno de este tipo puede recibir muchos calificativos, y de hecho los recibe continuamente no precisamente halagüeños. En la Unión Europea están asombrados del Plan de Recuperación de España, sin concretar medidas de ahorro y de ingresos. No es sólo una percepción parcial, es unánime.

Sobre los peajes en las autovías, hemos vuelto a comprobar, por desgracia, el desgobierno y la demagogia. No es admisible lanzar hipótesis, que afectan a todos los ciudadanos en su bolsillo, diciendo que “lo único que hay es una reflexión”, como ha expresado el ministro de Transportes José-Luis Ábalos.

Ante esa posibilidad y el revuelo levantado, Ábalos –sin despeinarse, aunque tampoco le queda mucho que peinar ya sobre su cabeza– ha manifestado que “no se va a imponer nada”, y que, si no hay acuerdo de todos, no se aprobará.

Algunos tributos históricos

Sin duda una de las épocas del año que más nos aflige, es en la que estamos actualmente. Desde luego no por razones climatológicas ni personales. Me refiero a la declaración de la renta. Lo de declaración es una redundancia. La Agencia Estatal de Administración Tributaria conoce perfectamente nuestra situación económica. No es necesario declararla, al menos el común de los ciudadanos.

Esa obligación, omnipresente en la vida de todo ciudadano, se hace más odiosa cuando analizas como se gestionan los dineros recaudados. No obstante, este mecanismo recaudatorio por parte de las instituciones públicas, entiéndase Estado, comunidades autónomas, y ayuntamientos, no es nuevo ni muchísimo menos.

Con la sola intención de aliviar en la medida de mis posibilidades, que son escasas, ese estado de ánimo, me permito hacer un breve recorrido por la historia de los tributos para demostrar que esto viene de antiguo. Actualmente tienen otras denominaciones y otras maneras de recaudación pero el fundamento es el mismo: contribuir al sostenimiento de la cosa pública en su acepción más amplia.

Gracias

Esta columna semanal es una cita con los lectores que procuro cumplir, exceptuando las vacaciones anuales. Son ya más de veinte años haciéndolo, y deseo que siga siendo una ocasión de expresar mis opiniones y de recibirlas a raíz de lo que escribo. Por todo ello, agradezco a mis lectores que me sigan de cerca, e incluso se interesen sobre el motivo de que no haya escrito la semana pasada, como así ha ocurrido.

No publiqué la semana pasada mi columna porque tuve que ser intervenido en el Hospital General de Castellón el lunes 3 de mayo. Era una operación ya muy prevista, necesaria, no urgente: prótesis de cadera. Todos o casi todos tenemos familiares, amigos, vecinos o conocidos que han tenido que pasar por el quirófano por esta causa, y es un tipo de intervención que ha mejorado mucho en estos años. Me dieron pronto el alta hospitalaria, como es frecuente, y ahora me encuentro haciendo esa rehabilitación larga y paciente que es imprescindible. Gracias a cuantos me manifiestan su apoyo y afecto, porque lo cierto es que se experimenta la necesidad de ser ayudado en casi todo y es una rehabilitación larga, con el fin de evitar caídas que pueden ser de graves consecuencias, como por lo visto sucede con relativa frecuencia.

Notes d'etnologia valenciana: LA PILOTA VALENCIANA

Un dels elements que caracterisen al poble valencià en relacio a uns atres pobles veïns es el deport de la pilota, en la modalitat coneguda com a “Pilota Valenciana”, deport nacional valencià.

Correspon preguntar-nos si es tracta d’un element etnologic dut pels “conquistadors” de Jaume I, o si mes be, els dits “conquistadors” es trobaren en un poble valencià descendent dels iberorromans, que ya jugava a un joc particular de pilota.

El dogma dels acatalanats nega tot fet de continuïtat entre el poble valencià pre i postjaumi, lo que els obliga a afirmar que es tracta d’un joc o deport importat pels nobles “conquistadors”, encara que no nos aclarixquen ni per qui fon dut, ni d’a on el dugueren. Per aixo, en la p 842 de la tesis doctoral “El monestir i la mesquita” llegim que l’inici del joc de pilota ha segut calificat pels “sabudots” acatalanats “com un joc urbà i cristià, practicat de manera preferent per la noblesa del país”. Vorem com parlem d’un joc que tant en els seus inicis com ara es caracterisa precisament per ser practicat pel poble pla, comprovant la falsetat de dir que era un joc cristia.

El misteri del canvi de nom de les comarques valencianes

I

Est articul es un alvanç d’un atre mes llarc que vorà la llum mes avant. Aci tractare d’explicar cóm i per qué canviaren el nom de les nostres comarques a principis dels anys 70 del segle passat.

En principi, hauriem de saber que Jaume I ya feu mencio, en el Llibre dels Feyts, a L’Horta de Valencia, La Vall de Bayren i L’Horta de Xativa, per citar nomes tres comarques ben conegudes. En el segle XVI, Marti de Viciana –en la seua “Cronica de la inclita y coronada ciudad de Valencia”– fa referencia a les comarques citades per Jaume I, afegint-ne alguna mes, com El Maestrat, La Marina i El Marquesat de Denia. Escolano, en 1610, partix de les comarques a les quals es referiren Jaume I i Viciana, aportant-ne tambe unes atres: El Camp de Lliria, La Vall d’Ayora... A la fi del segle XVIII Cavanilles, en la seua obra Observaciones sobre la historia natural, geografia, agricultura, poblacion y frutos del Reyno de Valencia, mantindra les comarques citades pels autors anteriors i afegirà El Pla de Quart, La Canal de Navarrés, La Vall de Biar i la Foya de Castalla, entre unes atres (1).

Dit aço, i sense entrar a discutir si la millor divisio territorial o no es la comarcal, vaig a centrar-me en les comarques valencianes i els seus noms durant el segle XX.

FENT MEMORIA. ROGLE 176, maig 2021

La Mare de Deu dels Desamparats:

Patrona principal de l’historic Regne de Valencia

 

El dia 25 de juliol de 1960, festivitat de sant Jaume, el papa Joan XXIII promulgava una nova orientacio lliturgica que restringia notablement el cult als sants per a dedicar major interes al denominat cicle temporal (Advent, Nativitat, Epifania, Quaresma, Pasqua, etc.). Aço afectava al cult dedicat a la Mare de Deu dels Desamparats, que perseveraria en la capital valenciana al ser patrona, pero no en el restant de la diocesis i terres valencianes, de les quals, sense ser-ho, se la considerava com a tal.

La Junta de l’Antiga i Real Confraria de Nostra Senyora dels Desamparats davant d’esta situacio, precisament l’any que la diocesis havia declarat marià i d’homenage a la Mare de Deu, considerà que suponia una contradiccio, a l'hora que trencava en la tradicio en que havia segut tractada la festivitat i l'arrelament festiu en tantes localitats valencianes en les que el fervor per la Mare de Deu baix el titul de Desamparats estava vigent. Fon precisament esta situacio la que feu sorgir l’idea de promoure la consecucio del patronage canonic de la Mare de Deu dels Desamparats per a totes les terres valencianes i, conseqüentment, assegurar el seu cult lliturgic en el mateix ranc que en la capital.

Notes d'etnologia valenciana: LA PIROTECNIA

La pirotecnia, es dir, l’us de la polvora en finalitat d’oci i diversio, es una costum molt arraïlada en el poble valencià, que l’individualisa front als del seu entorn. Es dificil deslligarla del conjunt foc, fum i festa.

I correspon preguntar-nos, si es tracta d’una caracteristica “importada” pels conquistadors que vingueren en Jaume I, o si es parlem d’un atre element de continuïtat etnologica dels valencians descendents dels iberorromans que, cristians o islamisats, vixqueren en l’epoca de religio oficial musulmana.

Es evident que l’us de la polvora, a banda del seu us en caracter festiu, pot tindre tambe una finalitat militar. Considere interessant fer un recorregut pels començaments coneguts de la polvora per a us militar.